miercoles, 05 de mayo de 2021

>TECNOLOGÍA ADMINISTRATIVA (I+D+i)


25.9.2009

Nuevas Tecnologias para la Justicia


()
()
()
1 de 3

(20-03-2004)El CGPJ, concretamente la Comisión de Organización y Modernización Judicial, ha apostado por la incorporación de las nuevas tecnologías a través del proyecto E-Justicia, con objeto de mejorar la imagen de la Justicia y dar un mejor servicio a los ciudadanos.

El acceso rápido a la información, la comunicación inmediata, la seguridad en las transacciones electrónicas, son valores esenciales del actual trabajo de jueces y magistrados y son, al mismo tiempo, adecuados recursos para servir mejor a los ciudadanos.

La Comisión de Organización y Modernización Judicial, creada por primera vez en el seno del actual Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), persigue como objetivo primordial dar cumplida respuesta al Pacto de Estado para la Reforma de la Justicia. El presidente de esta Comisión, Fernando Fernández, considera que el CGPJ ha logrado, en un corto espacio de tiempo, dar un vuelco sustancial en la mejora de la imagen de la Justicia y de los Jueces, liderando un cambio hacia la modernización y situando al sistema judicial en la era de la sociedad de la información.

La Carta de Derechos de los Ciudadanos habla de una Justicia electrónicamente avanzada, ágil, una Justicia en la que de la interacción se pueda pasar a la transacción. La Administración de Justicia tiene la obligación de asumir y adaptarse a las nuevas tecnologías, pero para ello tiene que haber un cambio de las estructuras organizativas. Fernando Fernández resume muy bien este hecho cuando dice que hay que “organizar antes de informatizar, para no informatizar el desorden”. Consciente de ello, el CGPJ ha apostado fuerte por la incorporación de las nuevas tecnologías electrónicas, informáticas y telemáticas en el ámbito de la Administración de Justicia, englobándolas en un proyecto integral que han denominado ‘E-justicia’.

La situación con la que se encontró el Consejo General del Poder Judicial cuando abordó este proyecto no era demasiado halagüeña. En una encuesta que realizaron para comprobar el nivel de aceptación por parte de los usuarios de las nuevas tecnologías en el ámbito de la Administración de Justicia descubrieron que sólo un 12% estaban deseando acceder a ellas; un 59 por ciento, sin ser contrarios a su utilización, esperaban que les demostraran que las nuevas tecnologías eran útiles para su trabajo y un 29 por ciento se mostraban resistentes a ellas y tendían a desacreditarlas, a dudar de su utilidad. Y, aunque cueste creerlo, la encuesta se realizó en el año 2003.

Fernando Fernández dice al respecto que con los resultados en la mano “nos dimos cuenta de que teníamos un problema, al haber dado nuevas formas de trabajar, pero descuidando lo fundamental: el capital humano”.

Por ello, Fernández explica que en febrero de 2003 se aprobó una Instrucción denominada Código de Conducta para usuarios de equipos y sistemas informáticos de la Administración de Justicia, con el que se intenta educar, formar y dar soporte a los usuarios para que perciban las ventajas de trabajar con las nuevas tecnologías y, por lo tanto, se impliquen en su utilización.

Punto Neutro Judicial

Quizás el proyecto más ambicioso que ha abordado el Consejo en materia de nuevas tecnologías haya sido el desarrollo del punto neutro judicial, concepto con el que denomina a la red que permitirá las comunicaciones entre las distintas redes corporativas de las comunidades autónomas, Ministerio de Justicia y CGPJ. Asimismo, facilita el acceso de Juzgados y Tribunales a servicios de interés para el mejor funcionamiento de la Administración de Justicia, proporcionados por terceras instituciones.

Explica Fernando Fernández que, gracias a este nodo central de comunicaciones, gestionado y financiado por el CGPJ, los jueces y magistrados tienen acceso a datos de la Agencia Tributaria; del Padrón de Habitantes; de la Tesorería de la Seguridad Social; de las cuentas de consignaciones y depósitos de los juzgados de España; del Registro Central de Penados y Rebeldes –a través del que consiguen los antecedentes penales en tiempo real, algo sin lo que habría sido imposible celebrar los juicios rápidos–. Además, en breve, los Juzgados tendrán acceso a los datos del Registro Mercantil Central, al de Bienes Muebles, Violencia Doméstica, así como a las bases de datos de la Policía y la Guardia Civil.

Fernández indica que, antes de tener el punto neutro judicial, cualquiera de estas gestiones “costaba entre tres y seis meses, mientras que ahora se consiguen en menos de veinticuatro horas”, por lo que señala que “se han reducido los tiempos de tramitación de una forma absolutamente espectacular”.

El punto neutro judicial va a ser también el soporte de la aplicación ‘Inter-Ius’, que estará operativo en fechas próximas y que, según explica Fernández, “es un sistema de intercambio de documentos judiciales que permitirá a todos los Juzgados de España intercambiar información, a fin de hacer más ágil y rápida la tramitación de los procedimientos”. Además posibilitará que el CGPJ disponga de un canal permanente de comunicación con todos los órganos judiciales, en especial con los gubernativos.

Firma electrónica

En otro orden de cosas, el Consejo ha firmado, recientemente, con la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre, un convenio para dotar de firma electrónica a todos los jueces y magistrados, dando así cumplimiento a los requisitos de autenticidad, integridad, confidencialidad y no repudio de las comunicaciones electrónicas. En este sentido, indica Fernández, que, ante las distintas iniciativas por parte de las Administraciones Autonómicas de dotar a los jueces de su territorio de firma electrónica, “el Consejo General del Poder Judicial ha querido lanzar el mensaje claro de que es el único organismo en España que puede certificar y reconocer el atributo de que una persona es juez”.

Los dos primeros proyectos en los que se va a aplicar la firma electrónica son la autenticación del acceso a la extranet de jueces y magistrados y la autenticación del acceso al proyecto de Valoración del Desempeño de Jueces y Magistrados, proyectos ambos en los que la relación se establece directamente entre el CGPJ y la carrera judicial.

Estadística judicial

Fernando Fernández cita también como un logro del Consejo actual el Reglamento de la Estadística Judicial, cuya filosofía y conceptos han sido recogidos en el artículo 461 de la nueva Ley Orgánica del Poder Judicial. Este reglamento contempla la estadística judicial como el principal instrumento de conocimiento de la realidad judicial, que proporciona los medios para el análisis y el soporte de toma de decisiones.

En opinión de Fernández, “al haber informatizado y homegeneizado la estadística judicial se ha dado cumplimiento al plan de transparencia que propuso el Consejo en enero de 2003, a través del que el órgano de gobierno de los jueces facilita esta información a todos los responsables públicos con competencia en la Administración de Justicia”.

El gran caballo de batalla en todo el asunto de las nuevas tecnologías es el de la seguridad. Por ello, la firma Deloitte & Touche ha realizado una auditoría, cuyos resultados preliminares sobre la seguridad en los sistemas de gestión procesal obran en poder de los Tribunales Superiores de Justicia y, sobre esta base, progresivamente, se tomarán medidas para solucionar los problemas detectados.

En esta línea, la Comisión de Informática Judicial ha promovido un Forum para la promoción de la e-Justicia, que se celebrará en mayo de 2004, y que, según Fernández, “pretende ser un escaparate de ideas sobre la aportación de las nuevas tecnologías a la Justicia”.

El CGPJ ha desarrollado otros proyectos en el ámbito de las nuevas tecnologías como poner en marcha el portal www.poderjudicial.es, en el que se ofrecen, entre otros servicios, las sentencias del Supremo en abierto, en cumplimiento de la Directiva del Parlamento y del Consejo Europeo relativa a la reutilización de la información del sector público; la mejora del Centro de Documentación Judicial (Cendoj), o crear un sistema de gestión compartida de señalamientos, que reducirá el número de suspensiones de juicios.

Valoración del desempeño para los jueces

Entre las tareas encomendadas por el Pleno del Consejo General del Poder Judicial a la Comisión de Organización y Modernización Judicial, quizás la que más puede interesar a los jueces y magistrados sea la de desarrollar un nuevo modelo de gestión de la actividad judicial, como superación del actual e insatisfactorio sistema de módulos, mediante una herramienta interactiva informática autogestionada por los propios jueces.

Para su elaboración, se cuenta con la asistencia de la consultoría externa Sterea-NB, cuyos trabajos se han realizado bajo una filosofía participativa de los jueces y magistrados, quienes han contribuido a la elaboración y diseño de su propio Modelo de Valoración del Desempeño. La construcción y desarrollo del sistema se basa en la recogida de información sobre conductas, comportamientos e indicadores de desempeño relacionados con rendimientos excelentes de los jueces y magistrados. En opinión de Fernando Fernández, es “importante que se apruebe este proyecto, revolucionario en su concepción, ya que tiene una incidencia en la vida judicial tremenda al ser el instrumento para valorar el trabajo de los jueces y magistrados”.



websjuridicas.com / Directorio Juridico Español



Recomedar este artículo