8C25E3F0-B35A-4726-97C9-CF6C540B30CA

PHILIP PETTIT y su Hipótesis sobre el Republicanismo

Un desafío al liberalismo, en nombre de la libertad

por Maurizio Viroli

1 noviembre 1997


(Republicanism. A Theory of Freedom and GovernmentPHILIP PETTITOxford University Press, 1997)

Una mujer que puede ser maltratada por el marido sin poder resistir ni obtener desagravio; un trabajador vulnerable ante todo tipo de abusos, mezquinos y graves, por parte de quien le emplea o de un superior; una persona que, necesitada de ayuda financiera, queda a merced del que le presta dinero; un pensionista sujeto al capricho de un funcionario para recibir la pensión que legítimamente le corresponde; un enfermo sometido a la buena voluntad del médico para ser curado; una estudiante que sabe que su carrera no depende de la calidad de sus trabajos, sino de la mayor o menor simpatía del docente; un ciudadano que puede dar con sus huesos en la cárcel al arbitrio de la policía. Según la doctrina predominante de la libertad política, aquella que comúnmente llamamos concepción negativa de la libertad, en ninguno de estos casos puede hablarse de violación o reducción de la libertad. La concepción negativa de la libertad afirma, en efecto, que sólo existe violación de la libertad cuando hay interferencia o coerción. Puesto que en ninguna de las situaciones que he mencionado se da interferencia o coerción, no es lícito hablar de ausencia o violación de la libertad.

Si aceptamos, en cambio, otra concepción más antigua de la libertad política, según la cual ser libre no quiere decir no sufrir interferencia o coerción, sino no depender de la voluntad arbitraria de otros individuos, todos los casos en cuestión pueden, es más, deben ser descritos como ejemplos de falta de libertad.

Mientras que la primera concepción de la libertad, la libertad como ausencia de interferencia o coerción, es típica del liberalismo, la segunda, la libertad como ausencia de dependencia, es el corazón del republicanismo. Se trata de aquella antigua y variada tradición de pensamiento que tiene su origen en los pensadores políticos de la Roma republicana y se desarrolla después en el humanismo cívico, en las páginas del Maquiavelo de los Discorsi sopra la prima deca di Tito Livio, para confluir después en el lenguaje político de los Commonwealthmen ingleses y de la Revolución francesa, y más tarde en los movimientos democráticos y en el liberalismo radical del siglo XIX.

Desde hace unos veinte años, esta tradición viene siendo objeto de una intensa y apasionada investigación histórica que ha producido una vastísima literatura, no exenta de encendidas polémicas sobre el significado histórico de la obra de este o aquel autor, y sobre el contenido y los límites de la tradición republicana en general.

Sin embargo, en los últimos años, ha tomado forma en el mundo anglosajón un auténtico republicanismo teórico, esto es, un conjunto de estudios que no aspiran a explicar qué es lo que han dicho, pongamos, Maquiavelo o Milton, sino que proponen una teoría de la libertad y del gobierno republicano como ideales que hay que perseguir para mejorar nuestras sociedades democráticas, y sostienen la superioridad de estos ideales tanto respecto al liberalismo como respecto a las diversas tendencias de pensamiento comunitarias y populistas. En este contexto intelectual se sitúa el libro de Philip Pettit, que es una auténtica síntesis teórica del republicanismo contemporáneo.

El republicanismo, explica Pettit, es una teoría que asume como criterio ideal fundamental el principio de la libertad entendida como ausencia de dominación o ausencia de dependencia, y entiende por dominación o dependencia la condición del individuo sujeto a la voluntad arbitraria de otros individuos. Se trata de una teoría distinta del liberalismo por las razones ya apuntadas, y distinta del populismo y de las doctrinas democráticas radicales porque no ve en la participación directa del pueblo en las deliberaciones soberanas el remedio para todos los males, o la más alta forma de libertad, sino sólo un medio eficaz para combatir la arbitrariedad.

Se puede objetar que la concepción liberal y la republicana de la libertad son más parecidas de lo que cree Pettit, pues ambas hablan de la libertad en términos negativos: ausencia de interferencia en un caso, ausencia de dependencia en el otro. Pettit sostiene en cambio, con razón, que las dos concepciones son profundamente diferentes e inspiran dos filosofías sociales y políticas divergentes, si no opuestas. El liberal que cree que la libertad es no-interferencia, ve siempre en la ley una restricción de la libertad. Para el republicano, por el contrario, es la ley y sólo la ley la que nos hace libres (a menos que sea una ley arbitraria e injusta). El liberal es tanto más feliz cuanto menos interviene el Estado en su vida; el republicano acepta de buen grado sufrir incluso interferencias graves, si sirven para combatir la arbitrariedad.

Aunque el suyo no quiere ser un ensayo histórico, Pettit describe bien la gradual afirmación de la concepción de la libertad como ausencia de interferencia o de amenaza en detrimento de la concepción de la libertad como ausencia de dominación sostenida por los teóricos republicanos. Como es sabido, el más conspicuo exponente de la doctrina de la libertad como ausencia de interferencia es Hobbes, y su lugar canónico, el capítulo XXI del Leviathan. La doctrina de Hobbes, sin embargo, no tuvo muchos seguidores ––aparte de Robert Filmer– y fue casi olvidada. Sólo encontraría nuevos defensores en el siglo XVIII, gracias sobre todo a Bentham y a los polemistas que se inspiraron en su obra.

Con todo, es significativo, y Pettit lo pone de relieve, que Bentham hable de la idea meramente negativa de la libertad, esto es, de la libertad en el sentido de ausencia de restricción, como de un auténtico descubrimiento. Y resulta no menos interesante el hecho de que los más decididos adversarios de la concepción de la libertad en el sentido de ausencia de dominación fuesen los polemistas que hostigaban a la Revolución americana. A tal efecto, cita Pettit un pasaje verdaderamente esclarecedor de The Principles of Moral and Political Philosophy (1785) de William Paley, donde el autor en primer lugar admite que, según la idea común, la libertad consiste «no simplemente en una exención efectiva de la coerción de leyes inútiles y nocivas y actos de dominación, sino en estar libre del peligro de que tales leyes o actos se impongan o ejerzan en el futuro», y después exalta la nueva idea de libertad basada en el principio de que «la coerción es en sí misma un mal». Desde entonces la concepción republicana será gradualmente olvidada, como demuestran las célebres páginas de Constant y de Berlin, hasta el punto de volverse invisible a los ojos de los historiadores del pensamiento político (pág. 50).

Pettit pone mucho cuidado en aclarar el significado de la concepción de la libertad como ausencia de dominación. Existe dominación cuando un individuo (o una institución) tiene el poder de interferir de modo arbitrario en las elecciones que otro individuo tiene la capacidad de hacer. Por interferencia entiende Pettit una intervención deliberada por parte de un agente respecto de otro que empeora las cosas para este último.

La palabra clave en la definición de Pettit es evidentemente el adjetivo «arbitrario». Un acto es arbitrario, y por tanto constituye una violación de la libertad, si el agente escoge realizar el acto en cuestión por su capricho o placer. Escoger arbitrariamente entraña, como es obvio, no tener en cuenta en absoluto los intereses y opiniones de las personas implicadas.

Para aclarar mejor su definición de poder arbitrario, Pettit cita las palabras de Paine contra la monarquía: «Significa poder arbitrario en una persona individual; en cuyo ejercicio el objeto es ella misma, y no la respublica». Y comenta que «lo que se requiere para que haya un poder estatal no arbitrario, es que el poder se ejerza de modo que persiga, no el bienestar o la concepción del mundo personales del que lo posee, sino el bienestar y la concepción del mundo del público» (pág. 56).

Me parece evidente que en su definición del poder arbitrario Pettit oscila entre una perspectiva procedimental y una sustancial. En otras palabras, no aclara si lo que hace arbitraria una decisión es el modo en que se adopta o su contenido. Mientras que resulta relativamente simple determinar si una decisión soberana es arbitraria porque quien la ha tomado ha violado reglas de procedimiento, es difícil dictaminar si es arbitraria porque tiende hacia un interés privado o particular.

Pettit observa, con razón, que «la identificación de cierto género de acción estatal como arbitraria y dominadora es un asunto esencialmente político; no es algo sobre lo cual puedan decidir los teóricos en la tranquilidad de sus estudios». Añade, sin embargo, que no se trata de una evaluación totalmente condicionada por valores, sino que «hay una cuestión de hecho en saber en qué medida se logra o no efectivamente que el Estado siga intereses e ideas no particulares cuando interfiere en las vidas de la gente» (pág. 56).

Creo que Pettit confía demasiado en la posibilidad de establecer de modo objetivo o conclusivo, como si se tratase de una «cuestión de hecho», si una decisión política es arbitraria o no. Cualquier evaluación de actos políticos es parcial, apasionada, partidaria; las disputas que tienen lugar en el mundo real no son científicas ni filosóficas, sino retóricas en el significado clásico del término. Toda evaluación del carácter arbitrario o no de una decisión puede ser debatida por una parte y por la otra. Que el Estado establezca impuestos sobre la renta para asegurar una asistencia sanitaria decente o buenas escuelas para los ciudadanos necesitados, por poner un ejemplo obvio, es para algunos una interferencia por completo arbitraria, incluso un auténtico acto de tiranía; para otros, la más legítima de las interferencias. ¿Qué hechos pueden citarse para dirimir la controversia de modo definitivo y objetivo?

El medio más seguro para distinguir las acciones de gobierno arbitrario de las acciones de gobierno no arbitrario es, para Pettit, la deliberación pública que permite a todos los grupos relevantes hacer oír su propia voz. Para quedar en lo posible a resguardo de la dominación, la república debe ser, pues, una república deliberativa que haga suyo el lema del humanismo: audi alteram partem (escucha siempre a la otra parte).

Incluso en este caso, el argumento de Pettit me parece inspirado por una visión demasiado abstracta de la política. La deliberación, la de verdad y no la filosófica, siempre puede ir en una dirección o en otra: hacia la arbitrariedad o hacia la libertad. Decir que las autoridades estarán obligadas a decidir sobre la base de consideraciones pertinentes y correctas, y a aclarar qué consideraciones han dictado su decisión, es decir algo justísimo. Pero es también ignorar el hecho de que la gran maestría de los políticos consiste precisamente en el arte sutil de la simulación o la disimulación, en la capacidad de «maquillar» las más malignas motivaciones con las más convincentes apariencias de honradez y corrección.

Todo esto no quita para que el ensayo de Pettit sea un desafío intelectual al liberalismo, esta vez en nombre, no de la igualdad o de la justicia social o de la cohesión social, sino en nombre de la libertad, esto es, del mismo principio que el liberalismo ha inscrito desde siempre en sus propias banderas.

Es un desafío nuevo. Históricamente, el liberalismo ha sido formidable en la defensa de los individuos contra las interferencias del Estado o de otros individuos; pero ha acogido mucho menos el lamento de aquellos que deben mantener los ojos bajos o bien abiertos para escrutar el humor del poderoso, que en cualquier momento puede impunemente obligarles a hacer lo que él quiera, obligarles a servirle. Cuando el liberalismo ha querido hacerlo así, no ha podido apelar a su concepto de libertad, porque éste no se lo consentía, y ha debido tomar prestados otros ideales, como la justicia o la igualdad (de aquí las varias hibridaciones por lo demás hermosas: el liberalsocialismo, el liberalismo social, «Justicia y Libertad»).

En la interpretación de Pettit, el republicanismo quiere y puede hacerse defensor, en nombre de la libertad, de quien sufre dependencia o dominación. Desde este punto de vista, es ciertamente una alternativa al liberalismo, y las páginas que Pettit dedica a discutir la superioridad del republicanismo respecto al liberalismo son en mi opinión las más bellas de todo el libro.

Para Pettit, sin embargo, el republicanismo, y en particular el ideal de la libertad como ausencia de dominio, es también un ideal comunitario y como tal debería recibir la aprobación de los filósofos comunitaristas. Para Pettit, un bien es un ideal comunitario si presenta dos características: a) ser un bien social; b) ser un bien común. Puesto que es bastante fácil ver que la libertad como ausencia de dominación es un bien social en cuanto presupone la existencia de interacción social, y es un bien común en cuanto no puede ser aumentado o disminuido para algunos miembros del grupo relevante sin ser al mismo tiempo aumentado o disminuido para todos los miembros del grupo, los comunitaristas deberían reconocerlo sin vacilación como un bien comunitario y por tanto pasarse en masa a las filas republicanas.

Me parece difícil, sin embargo, imaginar que los comunitaristas se den por satisfechos con la libertad como ausencia de dominación en tanto que bien común. Pues la libertad como ausencia de dominación, como bien sabe Pettit, es siempre un ideal negativo. Los comunitaristas quieren algo más. Afirman la necesidad de vivir en comunidades que se caractericen no sólo por la ausencia de dominación, sino también por la presencia de determinadas formas de vida, de costumbres particulares, de concepciones compartidas del bien moral. No se contentan con el hecho de que los ciudadanos no estén sometidos a dependencia o dominación; quieren, o al menos desean, que los ciudadanos vivan además de una cierta manera y no de otra. Por más que Pettit se esfuerce en subrayar el carácter comunitario del republicanismo, creo en verdad que muy pocos comunitaristas llegarán a hacerlo suyo.

Pettit presenta el republicanismo como un ideal político inclusivo, capaz de recoger y transformar las demandas de los mayores movimientos de transformación social de nuestro tiempo: ecologismo, feminismo, socialismo, multiculturalismo. Considera, en otras palabras, que las demandas más válidas de estos movimientos pueden en gran medida traducirse al lenguaje de la libertad como ausencia de dominación, o son al menos perfectamente compatibles con esa libertad.

Esto es verdad seguramente en el caso del feminismo: el fin común de todo el movimiento feminista, no obstante su diferenciación interna, es en efecto «acabar con la dominación del hombre sobre la mujer». Igualmente convincente es la observación de que el socialismo ha sido, en gran medida, un movimiento impulsado por la exigencia de salir de una condición de total dependencia del sistema de trabajo asalariado y del arbitrio de los capitalistas y detentadores de los medios de producción.

Menos convincente es el argumento sobre el multiculturalismo. Puede ser necesario, observa Pettit, permitir a los miembros de una minoría cultural «diversas formas de exención respecto a obligaciones por lo demás universales» (pág. 146). Si se trata de configurar estructuras federales de autogobierno orientadas a alentar la participación de los ciudadanos en la vida pública, entonces nos hallamos en plena armonía con el ideal republicano; pero si se trata de reconocer a cualquier grupo alguna forma de privilegio, entonces estamos fuera, me parece, del espíritu republicano. En mi opinión, el problema de la propuesta de Pettit es que presenta un republicanismo demasiado inclusivo, bueno para los comunitaristas, para los multiculturalistas, para las feministas, para los socialistas. Quizá sería mejor mantenerlo dentro de límites más restringidos y usarlo como un lenguaje de la resistencia antitiránica, de la lucha contra la corrupción, y más en general como lenguaje de la ciudadanía y del patriotismo civil. Para ser teóricamente importante y políticamente eficaz no tiene por qué servir a todos los usos.

Ni siquiera es necesario que sea demasiado específico. En la segunda parte del libro, Pettit examina, a la luz de la concepción de la libertad como ausencia de dependencia, un amplio abanico de cuestiones constitucionales, políticas y sociales. Al final del libro ofrece también un resumen de propuestas que recapitula los principios generales y las líneas fundamentales de la doctrina política y social del neo-republicanismo. Presenta, en definitiva, el republicanismo no sólo como una cultura o un ideal, sino como una teoría política comprensiva, bien estructurada y de contornos nítidos. Así traducida y elaborada, la vieja tradición pierde algo del encanto que le daba la pátina del tiempo, para adquirir dignidad y claridad analítica y propositiva. Gana en precisión teórica, pero ya no tiene la fascinación de la utopía. Se trata de ver si en este fin de siglo tenemos más necesidad de teorías analíticas o de utopías políticas.

Traducción de Julio A. Pardos.

601354EC-5DDC-4DB5-80FB-BDEC4B5656B6

La Corte Hispano Marroquí de Arbitraje

La Corte Hispano Marroquí de Arbitraje es una instancia de enorme interés para las empresas españolas

 A pesar de la difícil coyuntura económica en Europa y, en concreto, en España, Marruecos sigue siendo un país interesante para las empresas españolas. ¿A qué cree que se debe el fuerte crecimiento de la inversión española en Marruecos? ¿Considera que existe la suficiente seguridad jurídica para invertir en este país?

Marruecos ofrece oportunidades interesantes a la inversión extranjera, no solo española. El crecimiento de la inversión española en Marruecos se debe a factores diversos, entre los que ocupa un lugar importante la necesidad de abrir mercados en el exterior ante la falta de oportunidades que padece España. Por ejemplo, hemos notado este fenómeno en los sectores de obra civil e ingeniería. Cada vez son más las empresas españolas que concurren a licitaciones públicas en Marruecos, con frecuencia con buenos resultados. Sin embargo, la internacionalización no está al alcance de todas las empresas españolas. Marruecos presenta la gran ventaja de la proximidad con España, pero es un mercado que requiere tiempo, músculo financiero, presencia continuada, paciencia y unos recursos humanos con un determinado perfil, que no todas las empresas españolas tienen. La seguridad jurídica es razonable, pero es imprescindible contar con el asesoramiento jurídico adecuado y, sobre todo, recabarlo a tiempo. Se toman decisiones basándose en información de poca calidad y se firman contratos sin haber acudido a un profesional del derecho que los redacte o los revise. Si esto es peligroso en España, lo es aún mucho más en un mercado extranjero.

Los despacho, cada vez más, dedican tiempo a la hora de elegir y redactar la cláusula de jurisdicción. ¿Recomendaría el arbitraje como herramienta alternativa de solución de conflictos a las empresas españolas que invierten en Marruecos?

Sin duda alguna. Una de las asignaturas pendientes de Marruecos es la reforma de su Administración de Justicia. La tramitación de los litigios es lenta y opaca y se rige por unos procedimientos muy mejorables. Otro factor a favor del arbitraje es el idioma. La lengua de negocios de Marruecos es el francés y muchos organismos de la Administración lo usan de forma frecuente, pero no debemos olvidar que no tiene ningún rango oficial. Los tribunales de justicia trabajan solo en árabe, lo que dificulta mucho la comprensión de los litigios por parte de los inversores extranjeros. Un arbitraje en francés o en español presenta unas ventajas enormes.

¿Qué cualidades y virtudes son necesarias en una Corte de Arbitraje para que un despacho de la categoría de Garrigues la recomiende a sus clientes?

 Un reglamento de procedimiento acertado, unos árbitros de calidad, unos costes razonables y un buen funcionamiento práctico.

 En el año 2006 se constituyó la Corte Hispano Marroquí de Arbitraje. El 26 de noviembre próximo, se presenta el nuevo reglamento y la nueva sede en Marruecos, que será la Cámara Oficial de Comercio Española en Casablanca. ¿A qué se debe, en su opinión, la gran acogida que ha tenido esta institución entre los despachos de abogados y las empresas?

Un factor muy importante es el que ya he apuntado sobre los tribunales de justicia. Por otra parte, ha habido varios intentos de crear cortes arbitrales en Marruecos, pero las únicas que hasta el momento han adquirido un cierto relieve son la Cour Marocaine d´Arbitrage y la Corte Hispano Marroquí de Arbitraje. La primera excluye de su ámbito el arbitraje internacional y es esencialmente francófona. Eso hace que la Corte Hispano Marroquí de Arbitraje sea una instancia de enorme interés para las empresas españolas.

**Reportaje realizado a Jose Ignacio García Muniozguren, licenciado en derecho y socio de Garrigues. Director de la oficina de Garrigues en Casablanca desde su apertura en 2005 así como de la Tánger desde su creación en 2009. Ejerce además como profesor en cursos sobre fiscalidad y ponente en seminarios y jornadas relativos a Marruecos. A lo largo de esta entrevista nos habla del papel de su bufete en Marruecos así como del arbitraje en las inversiones realizadas en dicho país y de los organismos, como la Corte Hispano Marroquí de Arbitraje, que ofrecen una mayor seguridad legislativa a la hora de invertir en Marruecos.

Escrito por AEADE (Asociación Europea de Arbitraje)

23B64AEF-9946-4FB4-85D4-4291370E969D

UNIVERSIDAD DE BOLOGNIA

University of Bologna es considerada la universidad más antigua del mundo occidental, en la actualidad se puede clasificar coma la universidad más popular de Italia. Alma Mater Studiorum es tan gigante que cuenta con 1.162.506 M2 contando los campus de Bolonia, Cesena, Forlì, Rávena y Rímini. Por este motivo la universidad de Bolonia ha adoptado la estructura Multicampus para permitir la expansión de la capacitación profesional y la activación de una actividad investigativa estable en las instalaciones con la intención de mejorar la funcionalidad y la calidad de la vida de la comunidad universitaria.

Universidad de Bolonia Costos

Carreras Universitarias

Unibo ofrece más de 200 programas de educación superior, incluidos 78 programas internacionales y 62 impartidos en inglés. 

ENTRAR AL SITIO

5CE5A106-CDB0-486E-AE94-76C809AD336C

Español para abogados (Spanish for lawyers)

Pluralismo cultural

Profesor de Español en Harvard(Profesor de Español en Harvard)

Un solicitante de asilo de El Salvador que fue extorsionado por bandas de vuelta a casa es reacio a compartir esas historias en los tribunales por temor a represalias contra los familiares que se quedaron atrás.

Un cliente de divorcio que ha sufrido abuso físico y emocional necesita ser informado sobre la presentación de las órdenes de protección, manutención de menores y pensiones alimenticias.

Un demandante de salarios y horas tiene miedo de ser interrogado por un juez acerca de su estado migratorio porque podía ser deportado.

Esos son los casos reales que estudiantes de la Escuela de Derecho de Harvard practican en un juego de rol en un aula en Wasserstein Hall. La escena podría haber tenido lugar en cualquier curso de derecho de regular que utiliza ejercicios de simulación para dar a los estudiantes experiencia práctica en entrevistar y asesorar a los clientes.

Pero esto no es una clase de ley regular.

Bienvenido a «español para el Interés Público abogados», donde los estudiantes aprenden términos legales en español que son críticos en sus interacciones con los clientes en Boston y que hablan ese idioma.

Abierto a estudiantes de HLS con conocimientos avanzados de español, el curso fue ofrecido por primera vez en 2007 en respuesta a los estudiantes que querían una clase centrada específicamente en la terminología legal, dijo Lisa Dealy, decano adjunto de programas clínicos y pro bono en HLS. «Muchos de nuestros clientes tienen clínicas de habla hispana,» dijo ella.

Para los estudiantes, el curso proporciona las habilidades críticas para establecer una mejor relación y comunicación directa con sus clientes, a veces moverse por intérpretes que a menudo son los topes. En la clase, que es totalmente en español, los estudiantes aprenden los términos legales que nunca han llegado a través de sus clases de español anteriores.

Juliana Ratner, quien se graduará el próximo año con un JD, tomó español como estudiante y ha viajado a varios países de habla hispana, pero sólo este otoño aprendió los términos en español para «lectura de cargos», «despido», y «libertad condicional».

«Ahora soy capaz de explicar lo que sucede durante el juicio y qué significa todo esto a mis clientes», dijo Ratner. «Hay muchos términos legales que incluso los hablantes de inglés no están familiarizados. Cuando eres un abogado, lo que realmente importa a hacer las cosas bien «.

Para hacer eso, los estudiantes practican las nuevas expresiones en escenarios legales imaginarios, ensayar la presentación de «conozca sus derechos», o ir a través de un acuerdo de citación en español, aprender un conjunto de habilidades más matizada e importante para sus puestos de trabajo de una lista de vocabulario. Al familiarizarse con estos conceptos, es más fácil para los estudiantes para mantener la compostura, la confianza del proyecto, y ganar la confianza de los clientes, dijo Dan Lasman, que está en el segundo año de ganar su JD

«Como abogado, debe realizar como el experto,» dijo Lasman, que aprendió español en la universidad y en Madrid. «Es posible que se sienten inseguros cuando se está hablando en un idioma en el que no estás del todo fluida. Pero siempre y cuando usted hace su mejor, se puede construir la confianza, que es la clave para una relación cliente-abogado saludable «.

’16 Joseph Michalakes
Crédito: Lorin Granger / HLS personal fotógrafo
«La gente misspeak en su lengua materna todo el tiempo,» dice Michalakes estudiantes. «Es mucho peor si no lo intentas.»

instructor del curso, Joey Michalakes ’16, anima a los estudiantes a sentirse cómodos cometer errores al hablar español con sus clientes. Las apuestas son altas, sin embargo, las ganancias son reales, dijo. «La gente misspeak en su lengua materna todo el tiempo», dijo a los estudiantes. «Es mucho peor si no lo intentas.»

Aunque la clase se centra en la terminología jurídica utilizada en derecho civil y penal, Michalakes también revisa de vez en cuando las reglas gramaticales. En una noche reciente, habló sobre el uso del subjuntivo y el futuro condicional.

«En este negocio, alguien, en algún momento se va a pedir que lo que va a pasar», dijo Michalakes, que aprendió español en Chile y trabajó como maestro de escuela primaria bilingüe antes de convertirse en un abogado. «Si sabe cómo usar el subjuntivo, puede dar consejo legal a cualquier persona.»

Para probar su punto, Michalakes pidió a los estudiantes para traducir frases utilizando el subjuntivo. Algunas de las frases abordado cuestiones de inmigración, como en «Si tuviera antecedentes penales, que sería más difícil para que usted pueda obtener un estatus legal», «Si no recibimos los documentos de la patrulla fronteriza, vamos a presentar una moción en los tribunales «y» ¿Dónde vivirías si fue deportado? «

Cada vez que los estudiantes dieron la respuesta correcta, dijo Michalakes, «Muy bien hecho!» – «¡Bien hecho!»

Los clientes a menudo reaccionan con una mezcla de sorpresa y placer cuando escuchan estudiantes HLS hablan español, y los estudiantes y los clientes reconocen que su relación es mejor después de superar la barrera del idioma. Dijo Michalakes, «Esto nos hace mejores socios de la comunidad.»

También permite que los casos que se mueven más rápido, dijo Ratner, quien se siente más útil cuando ella no tiene que esperar a que los traductores judiciales. El vínculo entre el abogado y el cliente es inmediata porque hablan el mismo idioma, dijo. «Cualquier cosa que puede hacer para tener a alguien confía en ti y para ayudar a comunicarse mejor es importante», dijo. «Todos los estudiantes quieren servir mejor a la comunidad.»

Lasman comparte ese sentimiento. Gusta de ver el alivio de sus clientes cuando habla española. «Idiomas tiende puentes», dijo, «y permitir una interacción más directa y una comunicación más real.»

Y a pesar de que la comunicación a veces está plagado de problemas técnicos, Lasman dijo que los beneficios de hablar un segundo idioma que le permitiera llegar a una gama mucho más amplia de clientes, sobrepasando las complicaciones.

«Más a menudo que no, mis clientes están impresionados por mi capacidad de hablar español, pero definitivamente les gusta burlarse de mi acento,» dijo Lasman. «Pero puedo lidiar con eso.»Un solicitante de asilo de El Salvador que fue extorsionado por bandas de vuelta a casa es reacio a compartir esas historias en los tribunales por temor a represalias contra los familiares que se quedaron atrás.

Un cliente de divorcio que ha sufrido abuso físico y emocional necesita ser informado sobre la presentación de las órdenes de protección, manutención de menores y pensiones alimenticias.

Un demandante de salarios y horas tiene miedo de ser interrogado por un juez acerca de su estado migratorio porque podía ser deportado.

Esos son los casos reales que estudiantes de la Escuela de Derecho de Harvard practican en un juego de rol en un aula en Wasserstein Hall. La escena podría haber tenido lugar en cualquier curso de derecho de regular que utiliza ejercicios de simulación para dar a los estudiantes experiencia práctica en entrevistar y asesorar a los clientes.

Pero esto no es una clase de ley regular.

Bienvenido a «español para el Interés Público abogados», donde los estudiantes aprenden términos legales en español que son críticos en sus interacciones con los clientes en Boston y que hablan ese idioma.

Abierto a estudiantes de HLS con conocimientos avanzados de español, el curso fue ofrecido por primera vez en 2007 en respuesta a los estudiantes que querían una clase centrada específicamente en la terminología legal, dijo Lisa Dealy, decano adjunto de programas clínicos y pro bono en HLS. «Muchos de nuestros clientes tienen clínicas de habla hispana,» dijo ella.

Para los estudiantes, el curso proporciona las habilidades críticas para establecer una mejor relación y comunicación directa con sus clientes, a veces moverse por intérpretes que a menudo son los topes. En la clase, que es totalmente en español, los estudiantes aprenden los términos legales que nunca han llegado a través de sus clases de español anteriores.

Juliana Ratner, quien se graduará el próximo año con un JD, tomó español como estudiante y ha viajado a varios países de habla hispana, pero sólo este otoño aprendió los términos en español para «lectura de cargos», «despido», y «libertad condicional».

«Ahora soy capaz de explicar lo que sucede durante el juicio y qué significa todo esto a mis clientes», dijo Ratner. «Hay muchos términos legales que incluso los hablantes de inglés no están familiarizados. Cuando eres un abogado, lo que realmente importa a hacer las cosas bien «.

Para hacer eso, los estudiantes practican las nuevas expresiones en escenarios legales imaginarios, ensayar la presentación de «conozca sus derechos», o ir a través de un acuerdo de citación en español, aprender un conjunto de habilidades más matizada e importante para sus puestos de trabajo de una lista de vocabulario. Al familiarizarse con estos conceptos, es más fácil para los estudiantes para mantener la compostura, la confianza del proyecto, y ganar la confianza de los clientes, dijo Dan Lasman, que está en el segundo año de ganar su JD

«Como abogado, debe realizar como el experto,» dijo Lasman, que aprendió español en la universidad y en Madrid. «Es posible que se sienten inseguros cuando se está hablando en un idioma en el que no estás del todo fluida. Pero siempre y cuando usted hace su mejor, se puede construir la confianza, que es la clave para una relación cliente-abogado saludable «.

’16 Joseph Michalakes
Crédito: Lorin Granger / HLS personal fotógrafo
«La gente misspeak en su lengua materna todo el tiempo,» dice Michalakes estudiantes. «Es mucho peor si no lo intentas.»

instructor del curso, Joey Michalakes ’16, anima a los estudiantes a sentirse cómodos cometer errores al hablar español con sus clientes. Las apuestas son altas, sin embargo, las ganancias son reales, dijo. «La gente misspeak en su lengua materna todo el tiempo», dijo a los estudiantes. «Es mucho peor si no lo intentas.»

Aunque la clase se centra en la terminología jurídica utilizada en derecho civil y penal, Michalakes también revisa de vez en cuando las reglas gramaticales. En una noche reciente, habló sobre el uso del subjuntivo y el futuro condicional.

«En este negocio, alguien, en algún momento se va a pedir que lo que va a pasar», dijo Michalakes, que aprendió español en Chile y trabajó como maestro de escuela primaria bilingüe antes de convertirse en un abogado. «Si sabe cómo usar el subjuntivo, puede dar consejo legal a cualquier persona.»

Para probar su punto, Michalakes pidió a los estudiantes para traducir frases utilizando el subjuntivo. Algunas de las frases abordado cuestiones de inmigración, como en «Si tuviera antecedentes penales, que sería más difícil para que usted pueda obtener un estatus legal», «Si no recibimos los documentos de la patrulla fronteriza, vamos a presentar una moción en los tribunales «y» ¿Dónde vivirías si fue deportado? «

Cada vez que los estudiantes dieron la respuesta correcta, dijo Michalakes, «Muy bien hecho!» – «¡Bien hecho!»

Los clientes a menudo reaccionan con una mezcla de sorpresa y placer cuando escuchan estudiantes HLS hablan español, y los estudiantes y los clientes reconocen que su relación es mejor después de superar la barrera del idioma. Dijo Michalakes, «Esto nos hace mejores socios de la comunidad.»

También permite que los casos que se mueven más rápido, dijo Ratner, quien se siente más útil cuando ella no tiene que esperar a que los traductores judiciales. El vínculo entre el abogado y el cliente es inmediata porque hablan el mismo idioma, dijo. «Cualquier cosa que puede hacer para tener a alguien confía en ti y para ayudar a comunicarse mejor es importante», dijo. «Todos los estudiantes quieren servir mejor a la comunidad.»

Lasman comparte ese sentimiento. Gusta de ver el alivio de sus clientes cuando habla española. «Idiomas tiende puentes», dijo, «y permitir una interacción más directa y una comunicación más real.»

Y a pesar de que la comunicación a veces está plagado de problemas técnicos, Lasman dijo que los beneficios de hablar un segundo idioma que le permitiera llegar a una gama mucho más amplia de clientes, sobrepasando las complicaciones.

«Más a menudo que no, mis clientes están impresionados por mi capacidad de hablar español, pero definitivamente les gusta burlarse de mi acento,» dijo Lasman. «Pero puedo lidiar con eso.»Un solicitante de asilo de El Salvador que fue extorsionado por bandas de vuelta a casa es reacio a compartir esas historias en los tribunales por temor a represalias contra los familiares que se quedaron atrás.

Un cliente de divorcio que ha sufrido abuso físico y emocional necesita ser informado sobre la presentación de las órdenes de protección, manutención de menores y pensiones alimenticias.

Un demandante de salarios y horas tiene miedo de ser interrogado por un juez acerca de su estado migratorio porque podía ser deportado.

Esos son los casos reales que estudiantes de la Escuela de Derecho de Harvard practican en un juego de rol en un aula en Wasserstein Hall. La escena podría haber tenido lugar en cualquier curso de derecho de regular que utiliza ejercicios de simulación para dar a los estudiantes experiencia práctica en entrevistar y asesorar a los clientes.

Pero esto no es una clase de ley regular.

Bienvenido a «español para el Interés Público abogados», donde los estudiantes aprenden términos legales en español que son críticos en sus interacciones con los clientes en Boston y que hablan ese idioma.

Abierto a estudiantes de HLS con conocimientos avanzados de español, el curso fue ofrecido por primera vez en 2007 en respuesta a los estudiantes que querían una clase centrada específicamente en la terminología legal, dijo Lisa Dealy, decano adjunto de programas clínicos y pro bono en HLS. «Muchos de nuestros clientes tienen clínicas de habla hispana,» dijo ella.

Para los estudiantes, el curso proporciona las habilidades críticas para establecer una mejor relación y comunicación directa con sus clientes, a veces moverse por intérpretes que a menudo son los topes. En la clase, que es totalmente en español, los estudiantes aprenden los términos legales que nunca han llegado a través de sus clases de español anteriores.

Juliana Ratner, quien se graduará el próximo año con un JD, tomó español como estudiante y ha viajado a varios países de habla hispana, pero sólo este otoño aprendió los términos en español para «lectura de cargos», «despido», y «libertad condicional».

«Ahora soy capaz de explicar lo que sucede durante el juicio y qué significa todo esto a mis clientes», dijo Ratner. «Hay muchos términos legales que incluso los hablantes de inglés no están familiarizados. Cuando eres un abogado, lo que realmente importa a hacer las cosas bien «.

Para hacer eso, los estudiantes practican las nuevas expresiones en escenarios legales imaginarios, ensayar la presentación de «conozca sus derechos», o ir a través de un acuerdo de citación en español, aprender un conjunto de habilidades más matizada e importante para sus puestos de trabajo de una lista de vocabulario. Al familiarizarse con estos conceptos, es más fácil para los estudiantes para mantener la compostura, la confianza del proyecto, y ganar la confianza de los clientes, dijo Dan Lasman, que está en el segundo año de ganar su JD

«Como abogado, debe realizar como el experto,» dijo Lasman, que aprendió español en la universidad y en Madrid. «Es posible que se sienten inseguros cuando se está hablando en un idioma en el que no estás del todo fluida. Pero siempre y cuando usted hace su mejor, se puede construir la confianza, que es la clave para una relación cliente-abogado saludable «.

’16 Joseph Michalakes
Crédito: Lorin Granger / HLS personal fotógrafo
«La gente misspeak en su lengua materna todo el tiempo,» dice Michalakes estudiantes. «Es mucho peor si no lo intentas.»

instructor del curso, Joey Michalakes ’16, anima a los estudiantes a sentirse cómodos cometer errores al hablar español con sus clientes. Las apuestas son altas, sin embargo, las ganancias son reales, dijo. «La gente misspeak en su lengua materna todo el tiempo», dijo a los estudiantes. «Es mucho peor si no lo intentas.»

Aunque la clase se centra en la terminología jurídica utilizada en derecho civil y penal, Michalakes también revisa de vez en cuando las reglas gramaticales. En una noche reciente, habló sobre el uso del subjuntivo y el futuro condicional.

«En este negocio, alguien, en algún momento se va a pedir que lo que va a pasar», dijo Michalakes, que aprendió español en Chile y trabajó como maestro de escuela primaria bilingüe antes de convertirse en un abogado. «Si sabe cómo usar el subjuntivo, puede dar consejo legal a cualquier persona.»

Para probar su punto, Michalakes pidió a los estudiantes para traducir frases utilizando el subjuntivo. Algunas de las frases abordado cuestiones de inmigración, como en «Si tuviera antecedentes penales, que sería más difícil para que usted pueda obtener un estatus legal», «Si no recibimos los documentos de la patrulla fronteriza, vamos a presentar una moción en los tribunales «y» ¿Dónde vivirías si fue deportado? «

Cada vez que los estudiantes dieron la respuesta correcta, dijo Michalakes, «Muy bien hecho!» – «¡Bien hecho!»

Los clientes a menudo reaccionan con una mezcla de sorpresa y placer cuando escuchan estudiantes HLS hablan español, y los estudiantes y los clientes reconocen que su relación es mejor después de superar la barrera del idioma. Dijo Michalakes, «Esto nos hace mejores socios de la comunidad.»

También permite que los casos que se mueven más rápido, dijo Ratner, quien se siente más útil cuando ella no tiene que esperar a que los traductores judiciales. El vínculo entre el abogado y el cliente es inmediata porque hablan el mismo idioma, dijo. «Cualquier cosa que puede hacer para tener a alguien confía en ti y para ayudar a comunicarse mejor es importante», dijo. «Todos los estudiantes quieren servir mejor a la comunidad.»

Lasman comparte ese sentimiento. Gusta de ver el alivio de sus clientes cuando habla española. «Idiomas tiende puentes», dijo, «y permitir una interacción más directa y una comunicación más real.»

Y a pesar de que la comunicación a veces está plagado de problemas técnicos, Lasman dijo que los beneficios de hablar un segundo idioma que le permitiera llegar a una gama mucho más amplia de clientes, sobrepasando las complicaciones.

«Más a menudo que no, mis clientes están impresionados por mi capacidad de hablar español, pero definitivamente les gusta burlarse de mi acento,» dijo Lasman. «Pero puedo lidiar con eso.»Un solicitante de asilo de El Salvador que fue extorsionado por bandas de vuelta a casa es reacio a compartir esas historias en los tribunales por temor a represalias contra los familiares que se quedaron atrás.

Un cliente de divorcio que ha sufrido abuso físico y emocional necesita ser informado sobre la presentación de las órdenes de protección, manutención de menores y pensiones alimenticias.

Un demandante de salarios y horas tiene miedo de ser interrogado por un juez acerca de su estado migratorio porque podía ser deportado.

Esos son los casos reales que estudiantes de la Escuela de Derecho de Harvard practican en un juego de rol en un aula en Wasserstein Hall. La escena podría haber tenido lugar en cualquier curso de derecho de regular que utiliza ejercicios de simulación para dar a los estudiantes experiencia práctica en entrevistar y asesorar a los clientes.

Pero esto no es una clase de ley regular.

Bienvenido a «español para el Interés Público abogados», donde los estudiantes aprenden términos legales en español que son críticos en sus interacciones con los clientes en Boston y que hablan ese idioma.

Abierto a estudiantes de HLS con conocimientos avanzados de español, el curso fue ofrecido por primera vez en 2007 en respuesta a los estudiantes que querían una clase centrada específicamente en la terminología legal, dijo Lisa Dealy, decano adjunto de programas clínicos y pro bono en HLS. «Muchos de nuestros clientes tienen clínicas de habla hispana,» dijo ella.

Para los estudiantes, el curso proporciona las habilidades críticas para establecer una mejor relación y comunicación directa con sus clientes, a veces moverse por intérpretes que a menudo son los topes. En la clase, que es totalmente en español, los estudiantes aprenden los términos legales que nunca han llegado a través de sus clases de español anteriores.

Juliana Ratner, quien se graduará el próximo año con un JD, tomó español como estudiante y ha viajado a varios países de habla hispana, pero sólo este otoño aprendió los términos en español para «lectura de cargos», «despido», y «libertad condicional».

«Ahora soy capaz de explicar lo que sucede durante el juicio y qué significa todo esto a mis clientes», dijo Ratner. «Hay muchos términos legales que incluso los hablantes de inglés no están familiarizados. Cuando eres un abogado, lo que realmente importa a hacer las cosas bien «.

Para hacer eso, los estudiantes practican las nuevas expresiones en escenarios legales imaginarios, ensayar la presentación de «conozca sus derechos», o ir a través de un acuerdo de citación en español, aprender un conjunto de habilidades más matizada e importante para sus puestos de trabajo de una lista de vocabulario. Al familiarizarse con estos conceptos, es más fácil para los estudiantes para mantener la compostura, la confianza del proyecto, y ganar la confianza de los clientes, dijo Dan Lasman, que está en el segundo año de ganar su JD

«Como abogado, debe realizar como el experto,» dijo Lasman, que aprendió español en la universidad y en Madrid. «Es posible que se sienten inseguros cuando se está hablando en un idioma en el que no estás del todo fluida. Pero siempre y cuando usted hace su mejor, se puede construir la confianza, que es la clave para una relación cliente-abogado saludable «.

’16 Joseph Michalakes
Crédito: Lorin Granger / HLS personal fotógrafo
«La gente misspeak en su lengua materna todo el tiempo,» dice Michalakes estudiantes. «Es mucho peor si no lo intentas.»

instructor del curso, Joey Michalakes ’16, anima a los estudiantes a sentirse cómodos cometer errores al hablar español con sus clientes. Las apuestas son altas, sin embargo, las ganancias son reales, dijo. «La gente misspeak en su lengua materna todo el tiempo», dijo a los estudiantes. «Es mucho peor si no lo intentas.»

Aunque la clase se centra en la terminología jurídica utilizada en derecho civil y penal, Michalakes también revisa de vez en cuando las reglas gramaticales. En una noche reciente, habló sobre el uso del subjuntivo y el futuro condicional.

«En este negocio, alguien, en algún momento se va a pedir que lo que va a pasar», dijo Michalakes, que aprendió español en Chile y trabajó como maestro de escuela primaria bilingüe antes de convertirse en un abogado. «Si sabe cómo usar el subjuntivo, puede dar consejo legal a cualquier persona.»

Para probar su punto, Michalakes pidió a los estudiantes para traducir frases utilizando el subjuntivo. Algunas de las frases abordado cuestiones de inmigración, como en «Si tuviera antecedentes penales, que sería más difícil para que usted pueda obtener un estatus legal», «Si no recibimos los documentos de la patrulla fronteriza, vamos a presentar una moción en los tribunales «y» ¿Dónde vivirías si fue deportado? «

Cada vez que los estudiantes dieron la respuesta correcta, dijo Michalakes, «Muy bien hecho!» – «¡Bien hecho!»

Los clientes a menudo reaccionan con una mezcla de sorpresa y placer cuando escuchan estudiantes HLS hablan español, y los estudiantes y los clientes reconocen que su relación es mejor después de superar la barrera del idioma. Dijo Michalakes, «Esto nos hace mejores socios de la comunidad.»

También permite que los casos que se mueven más rápido, dijo Ratner, quien se siente más útil cuando ella no tiene que esperar a que los traductores judiciales. El vínculo entre el abogado y el cliente es inmediata porque hablan el mismo idioma, dijo. «Cualquier cosa que puede hacer para tener a alguien confía en ti y para ayudar a comunicarse mejor es importante», dijo. «Todos los estudiantes quieren servir mejor a la comunidad.»

Lasman comparte ese sentimiento. Gusta de ver el alivio de sus clientes cuando habla española. «Idiomas tiende puentes», dijo, «y permitir una interacción más directa y una comunicación más real.»

Y a pesar de que la comunicación a veces está plagado de problemas técnicos, Lasman dijo que los beneficios de hablar un segundo idioma que le permitiera llegar a una gama mucho más amplia de clientes, sobrepasando las complicaciones.

«Más a menudo que no, mis clientes están impresionados por mi capacidad de hablar español, pero definitivamente les gusta burlarse de mi acento,» dijo Lasman. «Pero puedo lidiar con eso.»Un solicitante de asilo de El Salvador que fue extorsionado por bandas de vuelta a casa es reacio a compartir esas historias en los tribunales por temor a represalias contra los familiares que se quedaron atrás.

Un cliente de divorcio que ha sufrido abuso físico y emocional necesita ser informado sobre la presentación de las órdenes de protección, manutención de menores y pensiones alimenticias.

Un demandante de salarios y horas tiene miedo de ser interrogado por un juez acerca de su estado migratorio porque podía ser deportado.

Esos son los casos reales que estudiantes de la Escuela de Derecho de Harvard practican en un juego de rol en un aula en Wasserstein Hall. La escena podría haber tenido lugar en cualquier curso de derecho de regular que utiliza ejercicios de simulación para dar a los estudiantes experiencia práctica en entrevistar y asesorar a los clientes.

Pero esto no es una clase de ley regular.

Bienvenido a «español para el Interés Público abogados», donde los estudiantes aprenden términos legales en español que son críticos en sus interacciones con los clientes en Boston y que hablan ese idioma.

Abierto a estudiantes de HLS con conocimientos avanzados de español, el curso fue ofrecido por primera vez en 2007 en respuesta a los estudiantes que querían una clase centrada específicamente en la terminología legal, dijo Lisa Dealy, decano adjunto de programas clínicos y pro bono en HLS. «Muchos de nuestros clientes tienen clínicas de habla hispana,» dijo ella.

Para los estudiantes, el curso proporciona las habilidades críticas para establecer una mejor relación y comunicación directa con sus clientes, a veces moverse por intérpretes que a menudo son los topes. En la clase, que es totalmente en español, los estudiantes aprenden los términos legales que nunca han llegado a través de sus clases de español anteriores.

Juliana Ratner, quien se graduará el próximo año con un JD, tomó español como estudiante y ha viajado a varios países de habla hispana, pero sólo este otoño aprendió los términos en español para «lectura de cargos», «despido», y «libertad condicional».

«Ahora soy capaz de explicar lo que sucede durante el juicio y qué significa todo esto a mis clientes», dijo Ratner. «Hay muchos términos legales que incluso los hablantes de inglés no están familiarizados. Cuando eres un abogado, lo que realmente importa a hacer las cosas bien «.

Para hacer eso, los estudiantes practican las nuevas expresiones en escenarios legales imaginarios, ensayar la presentación de «conozca sus derechos», o ir a través de un acuerdo de citación en español, aprender un conjunto de habilidades más matizada e importante para sus puestos de trabajo de una lista de vocabulario. Al familiarizarse con estos conceptos, es más fácil para los estudiantes para mantener la compostura, la confianza del proyecto, y ganar la confianza de los clientes, dijo Dan Lasman, que está en el segundo año de ganar su JD

«Como abogado, debe realizar como el experto,» dijo Lasman, que aprendió español en la universidad y en Madrid. «Es posible que se sienten inseguros cuando se está hablando en un idioma en el que no estás del todo fluida. Pero siempre y cuando usted hace su mejor, se puede construir la confianza, que es la clave para una relación cliente-abogado saludable «.

’16 Joseph Michalakes
Crédito: Lorin Granger / HLS personal fotógrafo
«La gente misspeak en su lengua materna todo el tiempo,» dice Michalakes estudiantes. «Es mucho peor si no lo intentas.»

instructor del curso, Joey Michalakes ’16, anima a los estudiantes a sentirse cómodos cometer errores al hablar español con sus clientes. Las apuestas son altas, sin embargo, las ganancias son reales, dijo. «La gente misspeak en su lengua materna todo el tiempo», dijo a los estudiantes. «Es mucho peor si no lo intentas.»

Aunque la clase se centra en la terminología jurídica utilizada en derecho civil y penal, Michalakes también revisa de vez en cuando las reglas gramaticales. En una noche reciente, habló sobre el uso del subjuntivo y el futuro condicional.

«En este negocio, alguien, en algún momento se va a pedir que lo que va a pasar», dijo Michalakes, que aprendió español en Chile y trabajó como maestro de escuela primaria bilingüe antes de convertirse en un abogado. «Si sabe cómo usar el subjuntivo, puede dar consejo legal a cualquier persona.»

Para probar su punto, Michalakes pidió a los estudiantes para traducir frases utilizando el subjuntivo. Algunas de las frases abordado cuestiones de inmigración, como en «Si tuviera antecedentes penales, que sería más difícil para que usted pueda obtener un estatus legal», «Si no recibimos los documentos de la patrulla fronteriza, vamos a presentar una moción en los tribunales «y» ¿Dónde vivirías si fue deportado? «

Cada vez que los estudiantes dieron la respuesta correcta, dijo Michalakes, «Muy bien hecho!» – «¡Bien hecho!»

Los clientes a menudo reaccionan con una mezcla de sorpresa y placer cuando escuchan estudiantes HLS hablan español, y los estudiantes y los clientes reconocen que su relación es mejor después de superar la barrera del idioma. Dijo Michalakes, «Esto nos hace mejores socios de la comunidad.»

También permite que los casos que se mueven más rápido, dijo Ratner, quien se siente más útil cuando ella no tiene que esperar a que los traductores judiciales. El vínculo entre el abogado y el cliente es inmediata porque hablan el mismo idioma, dijo. «Cualquier cosa que puede hacer para tener a alguien confía en ti y para ayudar a comunicarse mejor es importante», dijo. «Todos los estudiantes quieren servir mejor a la comunidad.»

Lasman comparte ese sentimiento. Gusta de ver el alivio de sus clientes cuando habla española. «Idiomas tiende puentes», dijo, «y permitir una interacción más directa y una comunicación más real.»

Y a pesar de que la comunicación a veces está plagado de problemas técnicos, Lasman dijo que los beneficios de hablar un segundo idioma que le permitiera llegar a una gama mucho más amplia de clientes, sobrepasando las complicaciones.

«Más a menudo que no, mis clientes están impresionados por mi capacidad de hablar español, pero definitivamente les gusta burlarse de mi acento,» dijo Lasman. «Pero puedo lidiar con eso.»Un solicitante de asilo de El Salvador que fue extorsionado por bandas de vuelta a casa es reacio a compartir esas historias en los tribunales por temor a represalias contra los familiares que se quedaron atrás.

Un cliente de divorcio que ha sufrido abuso físico y emocional necesita ser informado sobre la presentación de las órdenes de protección, manutención de menores y pensiones alimenticias.

Un demandante de salarios y horas tiene miedo de ser interrogado por un juez acerca de su estado migratorio porque podía ser deportado.

Esos son los casos reales que estudiantes de la Escuela de Derecho de Harvard practican en un juego de rol en un aula en Wasserstein Hall. La escena podría haber tenido lugar en cualquier curso de derecho de regular que utiliza ejercicios de simulación para dar a los estudiantes experiencia práctica en entrevistar y asesorar a los clientes.

Pero esto no es una clase de ley regular.

Bienvenido a «español para el Interés Público abogados», donde los estudiantes aprenden términos legales en español que son críticos en sus interacciones con los clientes en Boston y que hablan ese idioma.

Abierto a estudiantes de HLS con conocimientos avanzados de español, el curso fue ofrecido por primera vez en 2007 en respuesta a los estudiantes que querían una clase centrada específicamente en la terminología legal, dijo Lisa Dealy, decano adjunto de programas clínicos y pro bono en HLS. «Muchos de nuestros clientes tienen clínicas de habla hispana,» dijo ella.

Para los estudiantes, el curso proporciona las habilidades críticas para establecer una mejor relación y comunicación directa con sus clientes, a veces moverse por intérpretes que a menudo son los topes. En la clase, que es totalmente en español, los estudiantes aprenden los términos legales que nunca han llegado a través de sus clases de español anteriores.

Juliana Ratner, quien se graduará el próximo año con un JD, tomó español como estudiante y ha viajado a varios países de habla hispana, pero sólo este otoño aprendió los términos en español para «lectura de cargos», «despido», y «libertad condicional».

«Ahora soy capaz de explicar lo que sucede durante el juicio y qué significa todo esto a mis clientes», dijo Ratner. «Hay muchos términos legales que incluso los hablantes de inglés no están familiarizados. Cuando eres un abogado, lo que realmente importa a hacer las cosas bien «.

Para hacer eso, los estudiantes practican las nuevas expresiones en escenarios legales imaginarios, ensayar la presentación de «conozca sus derechos», o ir a través de un acuerdo de citación en español, aprender un conjunto de habilidades más matizada e importante para sus puestos de trabajo de una lista de vocabulario. Al familiarizarse con estos conceptos, es más fácil para los estudiantes para mantener la compostura, la confianza del proyecto, y ganar la confianza de los clientes, dijo Dan Lasman, que está en el segundo año de ganar su JD

«Como abogado, debe realizar como el experto,» dijo Lasman, que aprendió español en la universidad y en Madrid. «Es posible que se sienten inseguros cuando se está hablando en un idioma en el que no estás del todo fluida. Pero siempre y cuando usted hace su mejor, se puede construir la confianza, que es la clave para una relación cliente-abogado saludable «.

’16 Joseph Michalakes
Crédito: Lorin Granger / HLS personal fotógrafo
«La gente misspeak en su lengua materna todo el tiempo,» dice Michalakes estudiantes. «Es mucho peor si no lo intentas.»

instructor del curso, Joey Michalakes ’16, anima a los estudiantes a sentirse cómodos cometer errores al hablar español con sus clientes. Las apuestas son altas, sin embargo, las ganancias son reales, dijo. «La gente misspeak en su lengua materna todo el tiempo», dijo a los estudiantes. «Es mucho peor si no lo intentas.»

Aunque la clase se centra en la terminología jurídica utilizada en derecho civil y penal, Michalakes también revisa de vez en cuando las reglas gramaticales. En una noche reciente, habló sobre el uso del subjuntivo y el futuro condicional.

«En este negocio, alguien, en algún momento se va a pedir que lo que va a pasar», dijo Michalakes, que aprendió español en Chile y trabajó como maestro de escuela primaria bilingüe antes de convertirse en un abogado. «Si sabe cómo usar el subjuntivo, puede dar consejo legal a cualquier persona.»

Para probar su punto, Michalakes pidió a los estudiantes para traducir frases utilizando el subjuntivo. Algunas de las frases abordado cuestiones de inmigración, como en «Si tuviera antecedentes penales, que sería más difícil para que usted pueda obtener un estatus legal», «Si no recibimos los documentos de la patrulla fronteriza, vamos a presentar una moción en los tribunales «y» ¿Dónde vivirías si fue deportado? «

Cada vez que los estudiantes dieron la respuesta correcta, dijo Michalakes, «Muy bien hecho!» – «¡Bien hecho!»

Los clientes a menudo reaccionan con una mezcla de sorpresa y placer cuando escuchan estudiantes HLS hablan español, y los estudiantes y los clientes reconocen que su relación es mejor después de superar la barrera del idioma. Dijo Michalakes, «Esto nos hace mejores socios de la comunidad.»

También permite que los casos que se mueven más rápido, dijo Ratner, quien se siente más útil cuando ella no tiene que esperar a que los traductores judiciales. El vínculo entre el abogado y el cliente es inmediata porque hablan el mismo idioma, dijo. «Cualquier cosa que puede hacer para tener a alguien confía en ti y para ayudar a comunicarse mejor es importante», dijo. «Todos los estudiantes quieren servir mejor a la comunidad.»

Lasman comparte ese sentimiento. Gusta de ver el alivio de sus clientes cuando habla española. «Idiomas tiende puentes», dijo, «y permitir una interacción más directa y una comunicación más real.»

Y a pesar de que la comunicación a veces está plagado de problemas técnicos, Lasman dijo que los beneficios de hablar un segundo idioma que le permitiera llegar a una gama mucho más amplia de clientes, sobrepasando las complicaciones.

«Más a menudo que no, mis clientes están impresionados por mi capacidad de hablar español, pero definitivamente les gusta burlarse de mi acento,» dijo Lasman. «Pero puedo lidiar con eso.»Un solicitante de asilo de El Salvador que fue extorsionado por bandas de vuelta a casa es reacio a compartir esas historias en los tribunales por temor a represalias contra los familiares que se quedaron atrás.

Un cliente de divorcio que ha sufrido abuso físico y emocional necesita ser informado sobre la presentación de las órdenes de protección, manutención de menores y pensiones alimenticias.

Un demandante de salarios y horas tiene miedo de ser interrogado por un juez acerca de su estado migratorio porque podía ser deportado.

Esos son los casos reales que estudiantes de la Escuela de Derecho de Harvard practican en un juego de rol en un aula en Wasserstein Hall. La escena podría haber tenido lugar en cualquier curso de derecho de regular que utiliza ejercicios de simulación para dar a los estudiantes experiencia práctica en entrevistar y asesorar a los clientes.

Pero esto no es una clase de ley regular.

Bienvenido a «español para el Interés Público abogados», donde los estudiantes aprenden términos legales en español que son críticos en sus interacciones con los clientes en Boston y que hablan ese idioma.

Abierto a estudiantes de HLS con conocimientos avanzados de español, el curso fue ofrecido por primera vez en 2007 en respuesta a los estudiantes que querían una clase centrada específicamente en la terminología legal, dijo Lisa Dealy, decano adjunto de programas clínicos y pro bono en HLS. «Muchos de nuestros clientes tienen clínicas de habla hispana,» dijo ella.

Para los estudiantes, el curso proporciona las habilidades críticas para establecer una mejor relación y comunicación directa con sus clientes, a veces moverse por intérpretes que a menudo son los topes. En la clase, que es totalmente en español, los estudiantes aprenden los términos legales que nunca han llegado a través de sus clases de español anteriores.

Juliana Ratner, quien se graduará el próximo año con un JD, tomó español como estudiante y ha viajado a varios países de habla hispana, pero sólo este otoño aprendió los términos en español para «lectura de cargos», «despido», y «libertad condicional».

«Ahora soy capaz de explicar lo que sucede durante el juicio y qué significa todo esto a mis clientes», dijo Ratner. «Hay muchos términos legales que incluso los hablantes de inglés no están familiarizados. Cuando eres un abogado, lo que realmente importa a hacer las cosas bien «.

Para hacer eso, los estudiantes practican las nuevas expresiones en escenarios legales imaginarios, ensayar la presentación de «conozca sus derechos», o ir a través de un acuerdo de citación en español, aprender un conjunto de habilidades más matizada e importante para sus puestos de trabajo de una lista de vocabulario. Al familiarizarse con estos conceptos, es más fácil para los estudiantes para mantener la compostura, la confianza del proyecto, y ganar la confianza de los clientes, dijo Dan Lasman, que está en el segundo año de ganar su JD

«Como abogado, debe realizar como el experto,» dijo Lasman, que aprendió español en la universidad y en Madrid. «Es posible que se sienten inseguros cuando se está hablando en un idioma en el que no estás del todo fluida. Pero siempre y cuando usted hace su mejor, se puede construir la confianza, que es la clave para una relación cliente-abogado saludable «.

’16 Joseph Michalakes
Crédito: Lorin Granger / HLS personal fotógrafo
«La gente misspeak en su lengua materna todo el tiempo,» dice Michalakes estudiantes. «Es mucho peor si no lo intentas.»

instructor del curso, Joey Michalakes ’16, anima a los estudiantes a sentirse cómodos cometer errores al hablar español con sus clientes. Las apuestas son altas, sin embargo, las ganancias son reales, dijo. «La gente misspeak en su lengua materna todo el tiempo», dijo a los estudiantes. «Es mucho peor si no lo intentas.»

Aunque la clase se centra en la terminología jurídica utilizada en derecho civil y penal, Michalakes también revisa de vez en cuando las reglas gramaticales. En una noche reciente, habló sobre el uso del subjuntivo y el futuro condicional.

«En este negocio, alguien, en algún momento se va a pedir que lo que va a pasar», dijo Michalakes, que aprendió español en Chile y trabajó como maestro de escuela primaria bilingüe antes de convertirse en un abogado. «Si sabe cómo usar el subjuntivo, puede dar consejo legal a cualquier persona.»

Para probar su punto, Michalakes pidió a los estudiantes para traducir frases utilizando el subjuntivo. Algunas de las frases abordado cuestiones de inmigración, como en «Si tuviera antecedentes penales, que sería más difícil para que usted pueda obtener un estatus legal», «Si no recibimos los documentos de la patrulla fronteriza, vamos a presentar una moción en los tribunales «y» ¿Dónde vivirías si fue deportado? «

Cada vez que los estudiantes dieron la respuesta correcta, dijo Michalakes, «Muy bien hecho!» – «¡Bien hecho!»

Los clientes a menudo reaccionan con una mezcla de sorpresa y placer cuando escuchan estudiantes HLS hablan español, y los estudiantes y los clientes reconocen que su relación es mejor después de superar la barrera del idioma. Dijo Michalakes, «Esto nos hace mejores socios de la comunidad.»

También permite que los casos que se mueven más rápido, dijo Ratner, quien se siente más útil cuando ella no tiene que esperar a que los traductores judiciales. El vínculo entre el abogado y el cliente es inmediata porque hablan el mismo idioma, dijo. «Cualquier cosa que puede hacer para tener a alguien confía en ti y para ayudar a comunicarse mejor es importante», dijo. «Todos los estudiantes quieren servir mejor a la comunidad.»

Lasman comparte ese sentimiento. Gusta de ver el alivio de sus clientes cuando habla española. «Idiomas tiende puentes», dijo, «y permitir una interacción más directa y una comunicación más real.»

Y a pesar de que la comunicación a veces está plagado de problemas técnicos, Lasman dijo que los beneficios de hablar un segundo idioma que le permitiera llegar a una gama mucho más amplia de clientes, sobrepasando las complicaciones.

«Más a menudo que no, mis clientes están impresionados por mi capacidad de hablar español, pero definitivamente les gusta burlarse de mi acento,» dijo Lasman. «Pero puedo lidiar con eso.»

Por LIZ MINEO / HARVARD REDACTOR

DD1A5E83-1763-4FAC-AED5-D5D399EBAF3B

El Poder Judicial y la crisis económica. ¿Judicialización de la política?


Daniel A. Sabsay
Profesor Titular (Catedrático) de Derecho Constitucional de la Universidad de Buenos Aires

SEGURIDAD JURÍDICA
El sistema democrático de gobierno se sustenta en una relación particular entre poder y derecho, es así como se construye el Estado de Derecho. El derecho es una presencia esencial para la democracia ya que comprende a todos sus elementos, y a las relaciones que los mismos suscitan de conformidad con una nota común a todos: el sometimiento al marco jurídico positivo.
CALIDAD INSTITUCIONAL
El constitucionalismo ha previsto para el buen funcionamiento de la democracia una serie de requisitos que se agrupan de manera sistémica. Cuando las instituciones de un país se comportan de conformidad con la dinámica que marca dicho sistema se puede afirmar que allí se ha logrado una calidad institucional que se compadece con las pautas del Estado de Derecho.
EL PAPEL DE LA JUSTICIA
Queda a cargo de los magistrados la dificilísima tarea de asegurar que el imperio de la ley rija en toda circunstancia y ante todo, imponer los contenidos contemplados en el marco constitucional y legal vigente en el país.
EL PODER JUDICIAL EN ARGENTINA
El constituyente argentino tuvo bien en claro la importancia de la justicia en la construcción de la democracia argentina. Así, fiel al pensamiento de Alberdi, desde el preámbulo, entre los grandes objetivos de la Nación figura el de “afianzar la justicia”, pero la mención no se agota allí ya que la preocupación por su independencia se refleja en varias cláusulas constitucionales.

Cuando un país logra constituir una justicia objetiva, es decir desprovista de todo nexo susceptible de comprometerla con cualquier interés que no redunde en el respeto irrestricto de la Constitución y de las leyes que en su consecuencia se dicten, dicha meta ha sido obtenida. Este significativo logro conlleva la consagración de una democracia plena al permitir que imperen varios de los principios que más la caracterizan, como son, entre otros, la seguridad jurídica, la separación, el control y la transparencia de la actividad de los poderes políticos del Estado -Legislativo y Ejecutivo-, la vigencia irrestricta de los derechos humanos y de los valores de libertad e igualdad en que ellos se nutren.
PODER JUDICIAL Y DEMOCRACIA
La democracia en nuestras latitudes acusa un serio déficit en esta materia. Si realmente existe una asignatura pendiente en los incipientes estados de Derecho de América Latina, ella es sin lugar a dudas la construcción de un Poder Judicial genuino y acorde con los postulados del constitucionalismo. La laxitud de los controles que se ejercen sobre nuestras instituciones, el desamparo que acusa el ciudadano común frente a una inquietante y creciente cuota de impunidad, la falta de independencia de los tribunales, la escasa formación de sus titulares y su designación muchas veces resultante de las relaciones con el poder político, son algunas de la graves falencias que exhibe la organización de la justicia, tanto en nuestro país, como en gran parte del subcontinente.
PRESUPUESTOS BÁSICOS PARA UN PODER JUDICIAL, GUARDIÁN DE LA DEMOCRACIA
• Ser independiente de los poderes políticos y de intereses particulares o corporativos
• Garantizar la seguridad jurídica y la continuidad constitucional
• Someterse de manera irrestricta al principio de imperio de la ley
• Controlar la constitucionalidad de las leyes y actos de gobierno
• Velar por el respeto de los compromisos internacionales contraídos por la Argentina
en los tratados firmados con los demás países
• Aplicar en sus fallos los dictados del principio pro omine, conforme la cual en caso de
duda deberá buscar aquellas soluciones que sean más favorables a la plena vigencia de los derechos humanos, en libertad e igualdad dentro de un entorno que asegure una calidad de vida digna
• Evitar a todo precio la existencia de situaciones de impunidad
• Posibilitar que se ponga fin a todas aquellas circunstancias generadoras de cualquier
tipo de discriminación de personas o de grupos de personas, en el goce de las libertades que aseguran la Constitución, los tratados internacionales y las leyes
“UNA CORTE PARA LA DEMOCRACIA”
La Asociación por los Derechos Civiles (ADC), el Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS), la Fundación Poder Ciudadano, la Fundación Ambiente y Recursos Naturales (FARN), el Instituto de Estudios Comparados en Ciencias Penales y Sociales (INECIP) y la Unión de Usuarios y Consumidores, compartimos la certeza de que nuestro trabajo se dirige a la construcción de una democracia sólida y estable que requiere, para su funcionamiento, un Poder Judicial legítimo, creíble, neutral respecto de intereses particulares y capaz de realizar el valor justicia. Por ello, nos sentimos comprometidos a

aportar a la renovación de la legitimidad de la Corte Suprema y del sistema de justicia, como exigencia ineludible de la institucionalidad democrática.
Los tribunales son el espacio institucional básico para la protección de los derechos establecidos en la Constitución Nacional y los Tratados Internacionales de Derechos Humanos suscritos por nuestro país. En este sentido, entendemos que existe una directa relación entre la solidez del sistema de justicia y la calidad de la democracia.
Tópicos tratados:
• Acumulación de causas y empleados como resultado de una expansión en las
competencias de la Corte Suprema de Justicia de la Nación
• Falta de publicidad en los procedimientos
• Falta de publicidad sobre las decisiones que adopta la Corte Suprema
• Obstáculos a la participación de la ciudadanía en la búsqueda de la justicia
• Falta de transparencia en la gestión y funcionamiento del Poder Judicial y, en
especial, de la propia Corte Suprema de Justicia de la Nación
• Falta de mecanismo de control de la administración del Poder Judicial
• Igualdad en las cargas públicas y pago de impuestos por parte de los jueces
• Falta de transparencia en la designación de jueces, en especial de los Ministros de
la Suprema Corte de Justicia de la Nación
• Falta de transparencia en el proceso de destitución o remoción de jueces, en
especial de los Ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación
• Modificaciones al Reglamento de la Comisión de Juicio Político de la Cámara de
Diputados
• Modificaciones al Reglamento de Juicio Político de la Cámara de Senadores
• Autolimitación del Presidente de la Nación en el proceso de designación de
candidatos/as a Juez/a de la Corte Suprema de Justicia de la Nación
• Modificaciones al proceso de aprobación de los pliegos por el Senado
EMERGENCIA Y ESTADO DE DERECHO EN LA ARGENTINA
La emergencia es y ha sido uno de los elementos fundamentales de la accidentada vida institucional de nuestro país. Así de manera transversal y desde muy larga data, prácticamente todos los institutos de fuente constitucional han sido afectados transversalmente por esta noción. Lo preocupante para el estado de derecho es que cada vez que se invoca el concepto se produce su debilitamiento, en tanto ello importa necesariamente la no aplicación de una parte de la Constitución en aras de hacer frente a una situación absolutamente excepcional y súbita que se interpone a la voluntad de las partes y que obliga a mitigar de manera transitoria el carácter imperativo de las normas de derecho público contenidas en la ley fundamental. La emergencia no puede ser óbice para la supresión de todos los contenidos constitucionales, aún bajo su existencia existen claras restricciones y límites en cuanto a su alcance, tanto de fuente nacional como internacional. No obstante ello, sorprende la recurrencia del fenómeno en la realidad argentina, el que aparece como sustento a todo apartamiento de las reglas contempladas en las normas constitucionales.
Se encontrarían en pugna dos constituciones, una para tiempos normales y la otra para circunstancias excepcionales. Claro que el análisis de nuestra realidad torna dificultosa la posibilidad de determinar cuál de ellas es la que logra mayor vigencia en el tiempo.

A esta situación han contribuido múltiples factores, entre los que queremos destacar los siguientes:
• una cultura, en particular de parte de los gobernantes, muy poco afecta a someterse a los dictados del principio de imperio de la ley;
• el sobredimensionamiento del orden y de la eficacia y la afirmación de que para el logro de los mismos es necesario en ocasiones apartarse de las “formalidades” contempladas en la Constitución y en las leyes;
• la pugna constante entre legitimidad de jure y legitimidad de facto como fuentes para el ejercicio de la autoridad de los gobernantes;
• la falta de efectiva vigencia en el tiempo del principio de separación de poderes en la historia constitucional argentina.
CONSECUENCIAS
• Poco a poco se han ido erosionando muchos de los elementos del Estado de Derecho y han fracasado los controles previstos para evitar este tipo de desviaciones
• Se contribuye al debilitamiento del sistema democrático en su conjunto
• Aumento del descreimiento de los ciudadanos en las bondades de un sistema que proclama la plena vigencia de las nociones de poder limitado y del reconocimiento
de los derechos humanos
• La mayoría de las veces la invocación de la emergencia ha significado un disfraz
de la razón de estado. Precisamente esta expresión importa una suerte de “talismán” al servicio de todo autócrata para desconocer a sus súbditos cualquier prerrogativa que importe algún límite al ejercicio de sus propias potestades
LA CRISIS DE FINES DE 2001 Y UNA NUEVA “EMERGENCIA”
• Dictado del decreto 1570/2001
• Los argentinos asisten al derrumbe de las referencias jurídicas que habían
enmarcado sus relaciones a lo largo de más de una década:

  1. Convertibilidad de la moneda
  2. Intangibilidad de los ahorros
  3. Valor del ahorro
  4. Inviolabilidad de la propiedad (Art. 17 C.N.)
  5. Desbaratamiento de un gran número de otros derechos como consecuencia
    del quebrantamiento del Art. 17 de la Constitución Nacional
    La ciudadanía clama por el fortalecimiento de la República, no por la discontinuidad constitucional. Entre otros temas trascendentales para el Estado de Derecho, se reclama:
    • la independencia de la Justicia, la legitimidad de la Corte Suprema
    • la puesta en cuestión de la autoridad presidencial
    • el fin de la manía “decretista” del Presidente de la Nación y el fortalecimiento
    paralelo del Congreso
    • la efectividad de los controles
    JURISPRUDENCIA DE LA CORTE SUPREMA DE JUSTICIA DE LA NACIÓN
    La jurisprudencia de la Suprema Corte venía marcando desde el caso “Peralta” (1991) una tendencia favorable a respaldar al ejercicio de facultades de emergencia por parte de

los poderes políticos, en particular a través del dictado de decretos de necesidad y urgencia y de decretos delegados.
“San Luis c. Estado nacional” marca un claro punto de inflexión.
• Declara la inconstitucionalidad del decreto 214/02 de “pesificación”
• Reprocha al poder Ejecutivo la transformación compulsiva y unilateral de los
depósitos en moneda extranjera, más allá de lo que disponía la ley de emergencia
pública 25.561
• La decisión es violatoria del principio de razonabilidad modificándose el estándar
que posibilitaría en circunstancias de extrema gravedad imponer límites a los
derechos de los miembros de la comunidad
• Considerando 23: “la restricción que impone el Estado al ejercicio normal de los
derechos patrimoniales debe ser razonable, limitada en el tiempo, un remedio y no una mutación en la sustancia o esencia del derecho adquirido por sentencia o contrato (Fallos: 243:467; 323: 1566, entre muchos otros). De ahí que los mecanismos ideados para superar la emergencia están sujetos a un límite y éste es su razonabilidad, con la consiguiente imposibilidad de alterar o desvirtuar en su significación económica el derecho de los particulares (confr. causa «Smith»); y no es dudoso que condicionar o limitar ese derecho afecta a la intangibilidad del patrimonio y obsta al propósito de afianzar la justicia”
• En base a lo anterior se califica a la decisión estatal de confiscatoria y por lo tanto violatoria del Art. 17 de la Constitución Nacional

11CD9EF6-D58A-4508-BCAE-D29D9D98F0FA

¿PUEDEN LAS TICs CONTRA LA CORRUPCIÓN de LOS GOBIERNOS?

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica

UN ENFOQUE COMPARADO SOBRE LOS PAÍSES CENTROAMERICANOS1

J. Ignacio Criado Universidad Autónoma de Madrid España
Ana Corojan Universidad Autónoma de Madrid
España

En las últimas décadas, con la revolución de las nuevas tecnologías sobre todo el Internet, el eGobierno se ha transformado en imprescindible de cara no solamente a la gestión interna de las Administraciones Publicas, sino como una nueva herramienta para el fortalecimiento de los valores y el sistema democrático. Los datos estadísticas nos muestran un desarrollo importante en la Región de Centroamérica en cuanto a la brecha digital del eGobierno, y con ello se evidencia un incremento de la participación de la población vía nuevas tecnologías. Junto a este fenómeno, en Centroamérica se identifica un índice muy alto, extremo en algunos casos, de percepción de la corrupció

Esta ponencia ha contado con el apoyo del proyecto Internet y las TIC en la mejora de los gobiernos y administraciones centroamericanos, financiado por el Banco de Santander-Centro de Estudios de América Latina (Universidad Autónoma de Madrid).

XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
lo que hace necesario plantear la manera en la que la innovación tecnológicas pueden ser utilizadas de cara a dar un nuevo giro a favor de la lucha y prevención de este fenómeno. En este sentido, se analizaran los principales proyectos iniciados por los gobiernos nacionales de la región de Centroamérica con el objetivo de fomentar la transparencia y la rendición de cuentas en las gestiones públicas. El análisis tendrá como objetivo conectar el desarrollo eGobierno con el fortalecimiento de la democracia: legitimación de los actores políticos, y control y seguimiento de sus actividades. Se pretende realizar una aproximación de la influencia que las nuevas tecnologías tienen en la reestructuración del entramado institucional, político y democrático, de los países latinoamericanos, en concreto Centroamérica.
Introducción
Durante las últimas décadas la revolución tecnológica se ha construido como un nuevo paradigma la informatización de la sociedad con un carácter distintivo al tradicional (Welp, 2007; Hood y Margetts, 2007). Ello nos ha convertido en testigos del proceso de transformación del sector público en el motor de cambio e innovación tecnológica (Criado, 2001) y en un usuario de Internet y Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC)2. Al mismo tiempo, ha generado un cambio en los objetivos de las administraciones publicas que se han enfocado hacia la reorganización interna teniendo como referente al ciudadano-ciudadano- cliente (Hughes, 2003). De esta manera, las TIC representan un nuevo elemento que ostentan los gobiernos de las sociedades democráticas para acercarse a los ciudadanos e intentar resolver los habituales problemas o controversias entre el gobierno y la ciudadanía (Criado, 2009).
Como complemento de las relevantes transformaciones internas y externas de la Administración Pública, es bien sabido que las instituciones políticas democráticas necesitan también del apoyo y reconocimiento de los ciudadanos (Lipset, 1992) y para ello se tiene la confianza de que el avance tecnológico influya favorablemente en el fortalecimiento y reconocimiento de estas. A diferencia de la estructura institucional tradicional, es creencia generalizada que el eGobierno favorece la transparencia y anticorrupción, al mismo tiempo que incrementa la participación ciudadana y la posibilidad de controlar a los actores políticos a través de una mayor y mejor rendición de cuentas. Para ello los portales gubernamentales se han convertido en nuevos espacios de gestión y relación con la ciudadanía

  1. Las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC) son el conjunto convergente de la microelectrónica, la informática (máquinas y software), las telecomunicaciones, la televisión, el radio y la opto electrónica (Castells, 1997).

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2039
(Welp, 2007; Dunleavy y Margetts, 2002) lo que ha incrementado la información dispuesta a la disposición de los ciudadanos, mejorando al mismo tiempo cualitativa y cuantitativamente las posibilidades de control sobre los gobiernos (Welp, 2007; Borge, 2005).
Con ánimo de profundizar en el contexto descrito, la investigación se propone realizar un análisis del desarrollo que el eGobierno ha tenido en una de las expresiones más democráticas de los sistemas políticos contemporáneos: la transparencia, lucha contra la corrupción y accountability (rendición de cuentas). En este sentido, la investigación se propone con el objetivo de ser un estudio del actual uso por parte de los gobiernos del eGobierno como plataforma de fomentar la vertiente más democrática de sus sistemas políticos. Para afrontar el objetivo planteado, se seleccionaron como casos de análisis seis países en desarrollo de la región de Centroamérica (Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras, Nicaragua y Panamá).
Los contenidos de esta ponencia se enmarca dentro del proyecto de investigación Internet y las TIC en la mejora de los gobiernos y administraciones centroamericanos, financiado por el Banco de Santander- Centro de Estudios de América Latina (Universidad Autónoma de Madrid) y muestra los primeros avances de una investigación doctoral que aun está en una etapa incipiente en la que queda por delante matizar y profundizar en todos sus extremos.
La investigación está estructurada en cuatro principales bloques. En la primera parte se presentara el planteamiento general del estudio, justificación y metodología de análisis. Este primer apartado presenta una reflexión en torno al tema, la importancia del estudio, las variables que se utilizarán para el análisis, así como los resultados que se pretenden encontrar o demostrar. La segunda parte se propone una conceptualización teórica de los términos principales a observar en la investigación. Para ello se tendrán en cuenta los enfoques teóricos que han enmarcado el eGobierno y como han afectado las nuevas tecnologías a la transparencia, la lucha contra la corrupción y accountability de los gobiernos durante las últimas décadas.
Paso siguiente, en la tercera parte del trabajo, se hará una reflexión general sobre la implantación del eGobierno en los países en desarrollo, y, en concreto en la región de Centroamérica. Al mismo tiempo que se estudiará el contexto digital actual observando el desarrollo y fomento de los medios tecnológicos, en particular Internet, en la Región. En el cuarto bloque se centrara en las diferentes dimensiones de la transparencia y la corrupción como desafíos de las democracias centroamericanas. En el bloque sexto de aborda el trabajo de campo en el que se estudiarán los planes, programas y estrategias de transparencia a través del eGobierno

2040 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
viendo como se han manifestado estos en la práctica en los cambios institucionales y estructurales de las administraciones de los gobiernos centroamericanos. Finalmente, en la última parte, se ofrece una discusión sobre los resultados a través de un balance de la investigación en donde se plasmaran principalmente las debilidades del estudio y las futuras posibilidades de investigación.
Planteamiento general del estudio y consideraciones metodológicas.
Justificación e importancia del estudio.
Desde hace más de cincuenta años se ha venido implementando las tecnologías en el sector público (Heeks, 1999) pero no fue hasta principios de los 90 cuando se comenzó de manera progresiva a hablar y estudiar el eGobierno, y las TIC, como una potencialidad para afrontar los problemas políticos modernos (Dunleavy y Margetts, 1999; Heeks, 1999; Castells, 1996). En numerosas investigaciones se han resaltado el impacto que las TIC tienen en casi todos los sectores de la sociedad, sobre todo político, económico y social (Welp, 2008; Castells, 1996). Las potencialidades de las tecnologías para mejorar la transparencia, participación y representatividad han provocado debates sobre la relación de la tecnología y las instituciones políticas (Oriol, 2005). Sin embargo, ́la aplicación de la TIC en la práctica democrática no deja de ser todavía un misterio por resolver ́ (Oriol, 2005: 156). Ello acusa que siguen siendo escasos los estudios en cuanto a los efectos de las TIC en las Administraciones Públicas desde una perspectiva de la Ciencia Política y de la Administración (Criado y Ramilo, 2001) y, en concreto, en torno a la perspectiva democrática del entramado político- institucional de los sistemas.
Hasta el momento, los estudios se han enfocado a orientar y conocer fundamentalmente el potencial innovador del eGobierno en la elaboración de políticas públicas, en la gestión y organización de las Administraciones Públicas, en el funcionamiento gubernamental, así como en los procesos electorales y en la actividad partidista (Criado 2009). Sin embargo, estos componentes se centran en la elaboración, gestión y desarrollo del eGobierno y de las políticas que el mismo genera. Los estudios y las investigaciones previas no dan constancia de un análisis del eGobierno como política pública, así como la imprescindible evaluación de la implantación de la política3 como responsabilidad democrática (Bañón,

  1. Gascó (2007) llama la atención en su artículo sobre la necesidad de que haya una evaluación efec- tiva de las consecuencias de la implantación del eGobierno.

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2041
2003). Precisamente este aspecto intenta perseguir subsanar la presente investigación centrándose el núcleo de estudio desde la perspectiva de política pública.
La relevante discusión literaria e investigadora desarrollada hasta el momento sigue siendo insuficiente quedando la transparencia, la corrupción y rendición de cuentas mediante el eGobierno como una relación bidireccional poco explorada, con un significado, alcance y límites difusos. Por esta carencia se está planteando como objetivo de la presente investigación aproximarse a una explicación de los efectos que los procesos de innovación tecnológica en el sector público han tenido sobre el sistema político y administrativo en Centroamérica y, en concreto, a los efectos que la implantación del eGobierno aduce en la sociedad explorando la relación entre la implantación del eGobierno y su trascendencia en una mayor exigencia de transparencia, lucha contra la corrupción y la accountability.
Selección de los casos de estudio.
En términos generales, mediante el estudio de casos comparados se pretende analizar en qué medida la implantación del eGobierno en los países de la Región hispana de Centroamérica (Costa Rica, Guatemala, Honduras, Nicaragua, Panamá y El Salvador). Los casos de estudio se seleccionaron por ser los mismos casi homogéneos en cuanto a sus trayectorias y características geográfico-regionales, político-institucionales y socio-culturales. La fisionomía, tamaño y funciones de los seis países han llevado a ser identificadas como un conjunto a pesar de que de esta homogeneidad resalta el caso de Costa Rica como el mejor de la región, incluso lo podríamos definir como atípico desde el punto de vista del desarrollo según los índices internacionales muestran4.
En lo político los seis países han sufrido destacados cambios institucionales pero aún están lejos de poder ser consideradas como democracias consolidadas (Parrado Diez et. al, 2007). Los países de Centroamérica se siguen clasificando como países en desarrollo a pesar de que en la mayoría han existido planes de desarrollo desde hace décadas. Desde los años 90, numerosos países han comenzado a instaurar medidas de modernización del Estado como núcleo central administrativo. En cualquier caso las iniciativas no han resultado por el momento suficientes, ello debido a los múltiples retos y barreras sociales, económicas e institucionales.

  1. Según el Informe sobre Desarrollo Humano 2009 de Naciones Unidas, Costa Rica tiene el sexto mejor índice de desarrollo humano de toda Latinoamérica. Además, es su índice de calidad de vida es uno de los mejores no solamente de Latinoamérica, sino del mundo. (Disponible en: http://hdr. undp.org/en/media/HDR_2009_ES_Complete.pdf, Fecha de acceso: 3 de julio de 2010).

2042 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
Es por ello que es oportuno analizar si el eGobierno, la implantación de este en Centroamérica ha seguido un proceso similar. El ámbito hispano de Centroamérica podríamos decir que es aun un oasis por descubrir lo que concierne las tecnologías dado que los estudios son incipientes quedando muchos extremos por explorar y en los que profundizar. Por el momento se han observado que las iniciativas tecnológicas en los países en desarrollo han sido muy ambiciosa parecidas o iguales a los países desarrollados (García-Murillo, 2003) y queda la incógnita de los resultados que se han tenido en concreto en la región de Centroamérica en cuanto a la transparencia, lucha contra la corrupción y accountability a través de las tecnologías.
Metodología, datos y contenidos.
El desarrollo metodológico se enfoca en la perspectiva cualitativa principalmente en observaciones explicativas. No obstante, aunque no se presentan métodos cuantitativos en el estudio, los hallazgos son igualmente validos, independientemente de su carácter predominante cualitativo (King et al., 1994; Sartori, 1970). Desde esta perspectiva, después de la contextualización teórica que se realizara en el siguiente apartado, se diagnosticara a grandes rasgos la brecha digital del eGobierno en Centroamérica y se evaluara la situación de la transparencia, la persistente corrupción y la necesidad de una accountability efectiva. Posteriormente se identificaran las diferentes estrategias institucionales y organizativas promovidas por las instituciones estatales a través del eGobierno en la Región. Las fuentes de búsqueda serán principalmente investigaciones previas realizadas en los temas de estudio por organismos internacionales (World Bank, Transparency Internacional, UNPAN), expertos y académicos, así como los portales oficiales de los gobiernos nacionales y los organismos nacionales e internacionales de la Región cuya información sobre planes y actuaciones en el ámbito de la transparencia y rendición de cuentas de las actividades de los gobiernos y sus administraciones centroamericanos pueda ser relevante.
La pregunta de investigación se formula de la siguiente manera:
¿Favorece el Gobierno electrónico la lucha contra la corrupción, en el fomento de la transparencia y en la accountability de los gobiernos centroamericanos? ¿Qué resultados han aducido la implantación del eGobierno en la estructura institucional y política de los países de la Región? Las retos propuestos pretenden analizar hasta qué punto hoy en día el eGobierno en Centroamérica es realmente una herramienta relevante en la transparencia, la corrupción y la rendición de cuentas, pilares estos del juego democrático.

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2043
El período de estudio comienza a principios de la nueva década ya que la digitalización en este momento se puede considerar como significativa para su estudio. Además, hasta el momento no había evidencia del impacto global de las TIC y no fue hasta el 2003 que se publicaron datos comparativos, a nivel mundial, sobre el desarrollo del eGobierno (Naciones Unidas, 2003).
Tabla 1: Modelo de investigación.
VARIABLE DEPENDIENTE
VARIABLES EXPLICATIVAS
DATOS/Observaciones
TRANSPARENCIA
Nivel de desarrollo del eGobierno
e-Government Readness United Nations (2003-2010)
Cambio Institucional y Organizativo (Planes, Estrategias y Proyectos eGobierno, Webs Institucionales, Creación de Agencias, Organismos, Comisiones, etc)
Índice de Corrupción
Transparency International (2003-2007- 2009)
Percepción de la calidad democrática (Variable de Control) Confianza en las instituciones
Latinobarometro (2004-2009)
Las fuentes de datos en los que se sustenta la investigación están representadas por el Indicé de Corrupción de Transparencia Internacional (2003-2007-2009), el e-Government Readness de Naciones Unidas (2003- 2010) y Latinobarometro (2004-2009) (Tabla 1). A pesar de las criticas que los índices y datos han recibido (Andersson y Heywood, 2009; Hoyland et al. 2009), estos han contribuido de manera significativa en las investigaciones en Ciencia Política y siguen teniendo una gran influencia tanto en el ámbito académico como institucional-político. Además, la información que cada una de la fuente de datos proporciona es complementaria e imprescindible para aproximarse a unos hallazgos exitosos en el estudio planteado.
Para el desarrollo del estudio el modelo de investigación se ha seleccionado en la transparencia, como variable dependiente principal. Así, en el estudio se toma como principio que de la misma se derriba implícitamente las otras dos variables a explicar: la lucha contra la corrupción y accountability. En esta línea, la hipótesis que se pretende corroborar defiende que el eGobierno es un mecanismo que favorece fomentar la transparencia, la lucha contra la corrupción y la accountability en los países de Centroamérica.

2044 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
Planteado el modelo de investigación, en el siguiente apartado se realiza una aproximación conceptual sobre los términos que se observaran en la investigación y la causalidad que entablan con las tecnologías, en particular, el eGobierno.
Aproximación teórica y conceptual al contexto digital y las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC)
Desde la aparición y difusión del uso del World Wide Web (WWW) a principios de los 90, fundamental este en la construcción virtual del sector público, se comenzó de manera progresiva a hablar de eGovernment y de las potencialidades que las TIC tienen para afrontar los problemas políticos modernos (Dunleavy y Margetts, 1999; Heeks, 1999; Castells, 1996). Las TIC se integran hoy como una parte importante de la agenda de gobierno que representan un mecanismo para el cambio promovido a través de las iniciativas de modernización estatal, forman un nuevo medio para comunicarse con los actores sociales y son una herramienta para facilitar los procesos (Reilley y Echeberría, 2003). Uno de los puntos más importante en la investigación es delimitar los conceptos que se quieren analizar. Es por ello que es imprescindible prestar atención en primer lugar al marco teórico que guía el estudio mediante una adecuada contextualización de los conceptos que el tema de investigación aduce a la discusión para poder pasar posteriormente a analizar en profundidad el modelo planteado.
¿Cómo definimos el eGobierno?
El eGobierno se ha definido de maneras diversas sin que haya un consenso general en este sentido (Dunleavy y Margetts, 2000) aunque con una base y fundamento común, pero con matices por las diferentes realidades que caracterizan a los países y las sociedades5. No obstante, se ha asumido por la mayoría la definición de e-Government (eGobierno), que ofrece la Comisión Europea como un referente estandarizado en el mapa internacional y que destaca por incorporar varios enfoques que se puedan analizar (Criado, 2009):
5.
‘eGobierno se define aquí como el uso de las tecnologías de la información y las comunicaciones (TIC) en las administraciones públicas combinado con cambios organizativos y nuevas aptitudes,
En esta línea, Criado y Ramilo (2003:209) recuerdan que hay numerosas acepciones del eGobier- no señalando como ejemplo la lista de nada más y nada menos de 39 definiciones que Cardona (2002) ofrece en su estudio.

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2045
con el fin de mejorar los servicios públicos y los procesos democráticos y reforzar el apoyo a las políticas públicas’6. (Comisión Europea ,2003)7
Lo anterior representa una muestra de la percepción general sobre lo que se identifica por eGobierno, sin embargo entender como los gobiernos de la Región están definiendo el eGobierno representa un reto también para la investigación. En la Carta Iberoamericana Carta Iberoamericana de Gobierno Electronico (2007)8 los Ministros de Administración Pública y de la Reforma del Estado y los Jefes de Delegación de los Gobiernos iberoamericanos manifestaron realizar un balance en torno al eGobierno en donde identifican el concepto de la siguiente forma:
‘3. A los efectos de la presente Carta Iberoamericana se entienden las expresiones de «Gobierno Electrónico» y de «Administración Electrónica» como sinónimas, ambas consideradas como el uso de las TIC en los órganos de la Administración para mejorar la información y los servicios ofrecidos a los ciudadanos, orientar la eficacia y eficiencia de la gestión pública e incrementar sustantivamente la transparencia del sector público y la participación de los ciudadanos’. (Concepto de Gobierno electrónico, Carta Iberoamericana de Gobierno Electrónico, 2007; subrayado negrita propio)
Además, en este mismo sentido, se realizo un estudio de algunos documentos claves para de los casos de estudio en los que se identifico las declaraciones o definiciones concretas (en el caso de que fueran obvias en el texto)9.

  1. 7.
  2. 9.
    ‘eGovernment is defined here as the use of information and communication technologies in public ad- ministrations combined with organisational change and new skills in order to improve public services and democratic processes and strengthen support to public policies‘.
    En esta misma línea, y de manera complementaria, una definición muy amplia y completa de eGobierno es propuesta por Gil-García y Luna-Reyes (2003, 2006 y 2008, citados en Gil-García y Luna-Reyes, 2009): ́la selección, implementación y uso de tecnologías de información y comunicación en el gobierno, para proveer servicios públicos, mejorar la efectividad administrativa y promover va- lores y mecanismos democráticos, así como la creación de un marco legal que facilite el desarrollo de iniciativas intensivas en el uso de recursos de información y promueva el desarrollo de la sociedad del conocimiento. ́
    Disponible en: http://www.clad.org/documentos/declaraciones/cartagobelec.pdf. Fecha de acceso: 6 de julio de 2010.
    Las fuentes de búsqueda fueron principalmente los portales oficiales de estrategias de eGobierno de los gobiernos centroamericanos y, en algunos casos, otras instituciones de los mismos.

2046 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
Tabla 1: Definiciones Oficiales de eGobierno
Definición oficial eGobierno
Costa Rica
‘La Estrategia de Gobierno Digital tiene por objeto contribuir, mediante el aprovechamiento de
las Tecnologías Digitales, a la construcción de un Estado más eficiente, más transparente, más participativo y que preste mejores servicios a los ciudadanos y las empresas, lo cual redunda en un sector productivo más competitivo, una administración pública moderna y una comunidad más informada y con mejores instrumentos para la participación. Estos aspectos nos da la base para la definición de los ejes de acción que rigen la estrategia de gobierno digital, a saber:





(Portal del Gobierno Digital de Costa Rica, http://www.gobiernofacil.go.cr/e-gob/gobiernodigital/ index.html, Fecha de acceso 20 de junio de 2010)
El Salvador
‘La noción más generalizada de Gobierno Electrónico refiere a la modernización administrativa del aparato estatal, determinada por la introducción de recursos informáticos y la simple automatización de tareas, acompañada por la prestación deservicios en línea’.( Estrategia Nacional de Gobierno Electrónico ‘Construyendo El Salvador del futuro hoy,’ Secretaría Técnica de la Presidencia, Febrero 2004)
Guatemala
‘Las expresiones «Estado Electrónico», «Gobierno Digital», «Gobierno Electrónico», «Gobierno
en Línea», «Administración Electrónica» y «Estado Digital», equivalentes a las anglosajonas «electronic government» «e-government», «e-governance» o «e-democracy» se refieren al paradigma tecnológico asociado a la prestación telemática de servicios por parte de los poderes públicos, para:

necesidades informativas y de servicios




del público

(Estrategia de Gobierno Electrónico de Patzún Guatemala)
Honduras
́Dentro del auge que ha cobrado el Internet hoy, ha aparecido un nuevo concepto, el denominado «e-government» o «gobierno electrónico». Este nuevo concepto implica la realización de una serie de actividades que cumple actualmente el Estado moderno, valiéndose para ello de los nuevos recursos tecnológicos, y específicamente, de los que ofrece el Internet. Así pues, hoy se encuentra abierta la posibilidad para el Gobierno de permitir el acceso a la información pública
a los ciudadanos, así como de facilitarles una serie de gestiones, trámites y servicios a través de Portales en Internet ́(Marco de Políticas y Estrategia Sectorial de Infotecnología de la República de Honduras, 2004, Comisión Presidencial de Modernización del Estado, http://www.it.gob.hn/portal/ politicas_y_estrategia/, Fecha de acceso:19 de junio de 2010)
Nicaragua
́El e-Gobierno pretende brindar a Nicaragua una oportunidad de avanzar en el siglo XXI, mejorando tanto la calidad de los servicios como la relación entre los nicaragüenses y el gobierno, con el beneficio adicional de bajar los costos y ampliar el acceso y cobertura de los servicios… comprende un universo de acciones y de aplicaciones, así como una extensa reingeniería de los datos, de los procesos y legal (estudio de los trámites, de los registros, etc.), vistas como conjunto y no como elementos independientes. ́ (Marco Conceptual del eGob, Comisión de Gobierno Electrónico de Nicaragua, http://www.gobenic.gob.ni/documentos/mcmi/docuentos-e-gob, Fecha de acceso: 20 de junio de 2010)
Panamá
́Gobierno Electrónico es el uso que hacen, los órganos de la administración pública, de las modernas tecnologías de la información y comunicaciones, en particular Internet, para mejorar los servicios e información ofrecidos a los ciudadanos, incrementar la eficiencia y la eficacia
de la gestión pública, proveer a las acciones del gobierno un marco de transparencia y crear mecanismos para facilitar la participación ciudadana en la toma de decisiones de la gestión pública.
La incorporación de nuevas tecnologías de la información y comunicaciones reducirá los costos, incrementará la cantidad y calidad de los servicios prestados y generará un mayor contacto con el ciudadano. ́ (Glosario de Términos, Autoridad Nacional para la Innovación Gubernamental, http:// www.innovacion.gob.pa/glosario.php, Fecha de acceso: 19 de junio de 2010)

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2047
Sobre la base de la conceptualización realizada del eGobierno en la región, como no hay una definición oficial única, ́probablemente la mejor definición de e-gobierno sea la que lo describe como «fines públicos por medios digitales» ya que comprende todo lo que el e-gobierno podría ser ́ (Reilly y Echebarria, 2003: 21). En este sentido, en el contexto de la Región de Centroamérica, se observa también como las TIC e Internet implican necesariamente diferentes acciones colectivas de los actores implicados: mejorar y optimizar la información, prestar servicios públicos (eAdministración); fomentar y facilitar la participación de los ciudadanos en los cambios institucionales y los procesos democráticos y en la interacción con los principales actores políticos (eDemocracia); al mismo que asimilar el nuevo modelo de gobernanza de los sistemas democráticos y de las políticas públicas (eGobernanza) (Criado, 2009). Las diferentes dimensiones del eGobierno ha propiciado un continuo debate sobre el encaje del mismo que comenzó a identificarse como uno de los elementos más importantes en la modernización de los estados latinoamericanos en la gestión del ámbito público, en las relaciones entre el Estado y los ciudadanos, así como en las labores parlamentarias (Araya y Porrúa, 2004).
Los gobiernos electrónicos reflejan en la mayor parte de sus vertientes a los gobiernos cotidianos. En este sentido, teniendo presente el objetivo de la investigación, es necesario analizar en los siguientes apartados en qué medida el eGobierno, como imagen transformada del gobierno tradicional, se ha tratado y puesto en marca como una política pública necesaria, y que, en concreto, puede ofrecer recursos para favorecer la transparencia, la lucha contra la corrupción y la rendición de cuentas de las actuaciones emprendidas por los responsables públicos. Sin embargo, las investigaciones a nivel internacional no han estudiado el eGobierno como una política pública y se han enfocado más en las otras políticas públicas que se generan implícitamente de las iniciativas del eGobierno. Ello nos acusa un enorme lapso que sería oportuno abordar.
El eGobierno abordado como política pública implica la transformación de la sociedad hacía la nueva era de la Sociedad de la Información (SI). En este sentido, el eGobierno es más que una transformación tecnológica casi radical del entramado burocrático estatal ya que la misma no es un fin en sí mismo (Heek, 1999). La política pública de eGobierno va más allá del ́determinismo tecnológico ́ (Nye, 2002) e ́implica oponerse a la cultura secretista, de concentración del poder, de re-elecciones eternas, y de reducción de la participación política al voto exclusivamente ́ (Aguiar, 2002 citado por Bersano, 2006). Además amplia los derechos y libertades de los ciudadanos y los actores implicados mediante la posibilidad de utilizar las tecnologías en la relación con el gobierno e iguala el libre acceso a toda

2048 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
información y toda oportunidad económica, política y social10. Ello da mayor oportunidad para los ciudadanos a exigir un mejor funcionamiento en las instituciones, una mayor representación y legitimidad de los agentes políticos y administrativos.
Importancia e impacto del eGobierno: transparencia, lucha
contra la corrupción y accountability.
El uso de las nuevas TIC, especialmente Internet, no sólo ayudan a los gobiernos para la transformación de los procesos de la administración pública ofreciendo mayor eficiencia y transparencia (Dwivedi et. al. 2009), también pueden mejorar la interfaz a través del cual los gobiernos interactuar con sus ciudadanos (Mahmood, 2004). En concreto, Ndou (2004) señala que las oportunidades del eGobierno tanto para los países desarrollados como para los países en desarrollo son principalmente los siguientes:

  1. Reducción de costos y aumentos de eficiencia
  2. La calidad de la prestación de servicios a empresas y clientes
  3. La transparencia, la lucha contra la corrupción, rendición de cuentas 4. Aumentar la capacidad del gobierno
  4. Red y la creación de la comunidad
  5. Mejorar la calidad de la toma de decisiones
  6. Promover el uso de las TIC en otros sectores de la sociedad
    En lo que concierne el trabajo, este se centrara en el tercer aspecto: transparencia, la lucha contra la corrupción y la rendición de cuentas.
    Transparencia
    En cuanto al primer aspecto, la transparencia, identificamos los gobiernos transparentes como aquellas ́instituciones abiertas que proporcionen suficiente información sobre los asuntos públicos ́ y sin que haya ocultación alguna (Gascó, 2005). Ello implica tener acceso a ́ todo aquello que permita conocer y juzgar a una institución ́ (Jiménez, 2009).
    La transparencia es la divulgación activa de información que permite a los terceros supervisar el funcionamiento interno o el desempeño de una organización gubernamental. Por lo tanto es una prestación activa
    10.
    En este sentido, Finquelievich (1999) especula y se acerca entorno a los derechos de los ciuda- danos en la SI: se tendría ́derecho a participar de la SI, a disponer de medios de aprendizaje de las técnicas y saberes tecnológicos y organizacionales asociados a la informática, el derecho de participar comunitariamente en el uso de las herramientas tecnológicas (acceso comunitario), derecho a establecer redes electrónicas comunitarias, al acceso a la información pública, el derecho a ser consultados por los gobiernos sobre las decisiones y planes que conciernen a la ciudad y la calidad de vida de sus habitantes, entre otros ́ (Finquelievich et al. 2001).

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2049
de información a los interesados, de manera fácil y adecuada, de forma que los procedimientos, estructuras y procesos estén a disposición para su valoración (Jiménez, 2009; Cotino, 2003)11.
La necesidad de transparencia en la Región se subrayo por conjuntamente para toda América Latina en la Carta Iberoamericana de Gobierno Electronico (2007)12. En la misma se señala como objetivo primordial para el fortalecimiento de las instituciones públicas y de los mecanismos de gestión de los gobiernos latinoamericanos, el desarrollo de un gobierno electrónico transparente:
́Incrementar la calidad de los servicios y productos públicos que el Estado tiene que suministrar a los ciudadanos al mejorar la eficiencia, la eficacia y una mayor transparencia de la gestión pública, aprovechando la utilización de las TIC en el Gobierno y en la Administración Pública. ́ (Finalidades, Carta Iberoamericana de Gobierno Electrónico, 2007; subrayado negrita propio)
Este objetivo se propone en concordancia con investigaciones y estudios previos que señalan que el eGobierno puede aumentar la transparencia ampliando el acceso a la información (Bhatnagar, 2003a; Stutges, 2004; PNUD, 2008). Con las nuevas tecnologías se ahora el coste de obtener información sobre la actividad gubernamental, dado que la diversidad de publicaciones en las web sobre las actividades de las instituciones públicas, así como sobre los aspectos económicos y legislativos, lo que aumenta la transparencia (Ndou, 2004). Al mismo tiempo, el eGobierno limita las oportunidades a la arbitrariedad disminuyendo la discrecionalidad, y promueve una mayor responsabilidad al acrecentar la capacidad de los ciudadanos para seguir las decisiones de los funcionarios, políticos y ciudadanos (Bhatnagar, 2003a; PNUD, 2008)13.
En concreto, los avances tecnológicos ayudan a los ciudadanos a tener un acceso más fácil y más razonable a la información14, lo que consiente
11.

  1. 13.
    14.
    ́La transparencia, según el Fondo Monetario Internacional (FMI), consiste en dar a conocer al público —en forma comprensible, accesible y oportuna— los objetivos de la política monetaria, el marco jurí- dico, institucional y económico de la misma, las decisiones de política y sus fundamentos, los datos y la información relacionada con las políticas monetarias y financieras, así como los términos en los cuales los organismos deben rendir cuentas ́. Así, la información de interés público que se tiene que poner a disposición de los ciudadanos tiene que tratar, entre otras, a: presupuestos, ingresos, inversiones, licitaciones, contrataciones, compras, proveedores, actas, acuerdos, convenios, proyectos, etc.
    Disponible en: http://www.clad.org/documentos/declaraciones/cartagobelec.pdf. Fecha de acceso: 6 de julio de 2010.
    PNUD (2008), en el estudio Tackling Corruption, Transforming Lives: Accelerating Human De- velopment in Asia and the Pacific utiliza diferente casos para mostrar cómo los gobiernos pueden utilizar las TIC para aumentar la transparencia y rendición de cuentas.
    Oficialmente se ha manifestado también por parte del Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos (OEA) que: ́el acceso a la información pública es un requisito indispensable para el funcionamiento mismo de la democracia, una mayor transparencia y una buena gestión públi- ca, y que en un sistema democrático representativo y participativo, la ciudadanía ejerce sus derechos

2050 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
no solo a manifestarnos electoralmente y exigir rendición de cuentas, sino también a obligar al gobierno de manera anticipada a ser más responsivo a las necesidades y demandas del individuo. La transparencia tiene como principio básico la posibilidad para que los ciudadanos pueden supervisar las acciones políticas teniendo controles sobre sus compromisos y decisiones (Jiménez, 2009). Así, la literatura de la temática de eGobierno señala que este sirve de herramienta para seguir de cerca el desempeño de los gobiernos lo que favorece ́la presión ciudadana e internacional por gobiernos transparentes encuentra una especial acogida en este ámbito ́ (Araya, 2005).
́Accountability ́
Siguiendo con el mismo hilo teórico, la accountability o rendición de cuentas es la oportunidad de los ciudadanos de juzgar y reflexionar sobre la actividad de sus representantes. Recordamos que hasta hoy en día, las elecciones electorales son las que han venido legitimando la representación de los gobernantes (Przeworski et al., 1999)15. Y, comúnmente se ha aceptado las elecciones como el único mecanismo que ostentan los ciudadanos para hacer responsables a los gobiernos de sus actuaciones a través de la rendición de cuentas. Sin embargo, las elecciones no resultan ser el mecanismo más eficaz ni tampoco suficiente para la que los gobernantes hagan lo mejor para el bienestar de los ciudadanos.
Aunque hasta el momento se ha resaltado y abordado la necesidad de conectar la democracia, la representación y la accountability (Przeworski et al., 1999), es necesario dar un giro interpretativo en base a la influencia tecnológica en el juego democrático, sobre todo en cuanto a la transparencia y accountability. Ello se ha visto como imprescindible y se ha confirmado con el tsunami de las TIC que han hecho necesario la implementación de nuevas estrategias que asegure y mejore la transparencia en la gestión pública, situación que cuestiona la visión tradicional de la accountability.
El objetivo o meta de todo Estado es siempre diseñar instituciones que sean capaces de empoderar a los gobiernos ́para hacer lo que deben al tiempo que evitar que hagan lo que no debieran hacer ́ (Przeworski et al., 1999). Eso sí, es una tarea difícil dado que: ́al establecer un gobierno para ser administrado por hombres sobre hombres, la mayor dificultad reside en esto: es preciso primero capacitar al gobierno para controlar a los gobernados,
15.
constitucionales de participación política, votación, educación y asociación, entre otros, a través de una amplia libertad de expresión y de un libre acceso a la información ́. (Disponible en: http://www.dhr. go.cr/transpresenta.html, fecha de acceso 6 de julio de 2010).
La representación es entendida como ́una relación de intereses y metas ́ (Przeworski et al., 1999) que consiste en juzgar por qué los gobernantes una vez en el poder actúan en virtud del interés de otros, generalmente de los ciudadanos.

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2051
y en segundo lugar, obligarlo a que se controle a sí mismo ́. (Madison, The Federalist 51; citado por citado por Przeworski et al., 1999).
En este sentido, los ciudadanos desean y esperan que los actores políticos gobiernen siempre en beneficio del interés general de la sociedad y no de sus propios motivos personales o partidistas. La rendición de cuentas se identifica como la parte del proceso político en la que se responsabiliza a los diferentes políticos por sus actuaciones y se les recompensa o castiga por las mismas (van der Eijk y Franklin, 2009). Conceptualmente se puede diferenciar entre dos dimensiones de la rendición de cuentas: la capacidad o el derecho a recibir y exigir respuestas ( ́answerability ́) y la capacidad de sanción (Shelder, 1999). Aun no hay evidencias de sitios webs con facultad para sancionar, no obstante si se han encontrado proyectos que buscan answerability en una variedad de maneras (Sasaki, 2010).
Corrupción
Además el impacto de las nuevas tecnologías, en particular el eGobierno, puede dar ́lugar a una mayor transparencia que resulta de la reducción de la corrupción administrativa ́ (Bhatnagar, 2003c) y, también política. Por lo tanto, el eGobierno ayuda también en la lucha contra la corrupción, identificada por Transparency Internacional y las Naciones Unidas (2004) como el acto que se produce en abuso de la función pública desempeñada a favor de beneficios privados16 y por el Banco Mundial, en particular, como ́el mayor obstáculo al desarrollo económico y social ́ (Banco Mundial, 2006a)17.
En general se ha aceptado que la corrupción depende fundamentalmente de factores culturales, políticos y económicos. Estudios previos han señalado que la corrupción sí depende de la eficiencia inducida tecnológicamente (Oriol, 2005) y además que el desarrollo de las TIC pueden contribuir a eliminar una de las ́barreras sistémicas ́ del crecimiento en los países más pobres (Bhatnagar, 2003c; OCDE, 2005; Piatkowski, 2006). No obstante, hay también perspectivas más pesimistas como la de Heeks (1998) que, después del estudio de cinco casos de IT y la corrupción en el sector público, concluye que aunque las tecnologías ayudan a menudo a detectar y eliminar la corrupción, no siempre tiene efecto, e incluso a veces no tiene influencia algo y/o crea nuevas oportunidades para fomentar la corrupción. No obstante, Heeks (1998) apuesta por «una visión más holística»,

  1. 17.
    UNPAN (2004) define la corrupción como ́el abuso del poder público, la oficina o autoridad para el beneficio privado ́.
    Por otro lado, desde una perspectiva estructural, la corrupción se define como: ́un síntoma de que algo no ha funcionado bien en la gestión del Estado…Las instituciones diseñadas para gobernar la inte- rrelación entre los ciudadanos y el Estado se utilizan, en vez de ello, para el enriquecimiento personal y para proporcionar beneficios a los corruptos ́ (Rose-Ackerman, 2001).

2052 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
formada por sistemas de información y otros factores organizacionales y ambientales, ayuda en la práctica a la creación de un sistema de control de la corrupción.
eGobierno en Centroamérica. eGobierno en los países en desarrollo.
El impacto de las TIC para el desarrollo es otro reto y oportunidad que se ha planteado y desarrollado (Heeks, 2005; Avgerou et al. 2007; Wagner, 2002). La implantación de las TIC en los países en desarrollo, y, en concreto en los países latinoamericanos, ha sido condicionada por factores como la baja y desigual distribución del ingreso, la educación, la falta de experiencia en tecnología (Garcia-Murillo, 2003). A pesar de estas disparidades, los esfuerzos por implantar la tecnología en los países en desarrollo han alcanzado un éxito limitado (Wade 2002). No obstante, hay autores que defienden que no hay evidencia de que las TIC están relacionadas con el desarrollo no ha resultado ser ni «sólida» ni «convincente» (Eggleston et al. 2002).
Tal como Lunat (2008) recuerda, los esfuerzos por implantar la tecnología en los países en desarrollo han alcanzado un éxito limitado (Wade 2002) pero la evidencia de que las TIC están relacionadas con el desarrollo no ha resultado ser ni «sólida» ni «convincente» (Eggleston et al. 2002). El énfasis determinista y positivo en la implantación de la tecnología y del eGobierno en los países en desarrollo de las organizaciones internacionales ha sido objeto de críticas por parte del sector académico (Heeks 2005). Pero, a pesar de estas críticas, se defiende que tenemos que es necesaria una perspectiva más amplia de las formas en las que las TIC puede contribuir al desarrollo socio-económico (Heeks, 2005).
Puede ser que una tercera parte de las iniciativas de TIC son un total fracaso, una más de la mitad fracasos parciales (Heeks 2001, 2003) y más en los países en desarrollo. En estos una de las razones más enunciadas del fracaso en el logro de beneficios económicos de los proyectos de TIC es que sigue una lógica financiera basada normalmente en coste del Occidente en los que el coste de las nuevas tecnologías es más que compensado por los beneficios de que se obtienen del ahorro del coste laboral (Stanforth, 2006). Para los países en desarrollo sin embargo se puede estar casi seguro de que estos cálculos de aplicar los TIC son dos o tres veces mayores, pero con la gran diferencia de que los costes salariales son hasta diez veces menores que en los países desarrollados (Heeks, 2002; Stanforth, 2006).
El patrón de adopción de las TIC Centroamérica, como región conformada por países en desarrollo difiere de la de los países desarrollados.

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2053
Los menores ingresos, las comunicaciones deficientes, la infraestructura y experiencia limitada con las TIC, son algunas de las desventajas frente a las economías de altos ingresos (García-Murillo, 2003). Estas diferencias de oportunidades no obstante no representan barreras para las aplicaciones y medidas sofisticadas se adopten al mismo tiempo en países desarrollados y países en desarrollo. Aunque en el desarrollo de las mismas pueden verse dificultadas por la gran población sin acceso a las tecnologías (Stanforth, 2006).
Aproximación al contexto digital y nuevas tecnologías en
Centroamérica.
Los gobiernos centroamericanos forman parte de aquellos países en desarrollo que han apostado por el uso de las tecnologías y, como resultado, han experimentado un avance significativo en la evolución del uso político y social de estas (Welp, 2008) mediante la adopción de un papel cada vez más importante en cuanto a la implementación del eGobierno (Finquelievich, 2005). Las diferencias han sido evidentes en cada país en cuanto a su desarrollo y consolidación. Según el Indice18 de eGobierno de United Nations E-Government Readiness Report-2010, pese a los límites existentes por las carencias sociales, institucionales y económicas, los gobiernos y administraciones públicas han aumentado sus iniciativas y estrategias para el fomento del eGobierno.
En este marco, en los países de la Región, los datos empíricos muestran un incremento de más de 20 por ciento en el desarrollo del eGobierno, la media del Índice de eGobierno de Naciones Unidas crece de un 0.3668 en el año 2003 a un 0.4472 en el 2008, y ha sufrido un leve descenso en el 2010 alcanzando un 0,4283 (Tabla 2). En comparación con el resto de países de Latinoamérica, se encuentra por debajo de la media de estas.

  1. E-Government Index mide entre otras la presencia del gobierno en Internet, la infraestructura de telecomunicaciones del país y el capital humano nacional a través de una combinación del Human Developmente Index, Information Access Index del Programa de las Naciones Unidas para el Desarro- llo, y de la relación población urbana/rural.

2054 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
Tabla 2: E-Government Readiness Index 2003-2010:
Comparativa Países de América Central
PAIS
2003
2004
2005
2008
2010
Costa Rica
0.427
0.4907
0.4612
0.5144
0.4749
El Salvador
0.409
0.4188
0.4225
0.4974
0.4700
Guatemala
0.329
0.4034
0.3777
0.4283
0.3937
Honduras
0.28
0.3391
0.3348
0.4048
0.4065
Nicaragua
0.324
0.3301
0.3383
0.3668
0.3630
Panama
0.432
0.3216
0.4822
0.4718
0.4619
Media Centroamérica
0.3668
0.3839
0.4027
0.4472
0,4283
Fuente: Elaboración propia a partir de United Nations E-Government Survey (http://www.unpan.org/egovkb, Fecha de acceso: 23 de junio de 2010).
Para estudiar el eGobierno, Naciones Unidas (UN), además del E-government Index, elaboro el E-participation Index (Índice sobre la participación electrónica). La necesidad de introducir este segundo elemento es resultado de no tener que resumir al eGobierno solamente como recurso para la eficiencia y eficacia de las gestiones del gobierno y las administraciones públicas, sino que hay que enfocar y analizar las herramientas y las posibilidades que este ofrece a la población para una mayor implicación en las decisiones gubernamentales. Ello es fundamental dado que el acceso de la información y el incremento de la participación, condicionan la percepción que el ciudadano tiene sobre el gobierno y el sistema político con carácter generalizado (Welp, 2007) y dan la posibilidad de acercar a la población a las instituciones.
Los datos de NU muestran que, aunque existen evidentes incrementos en el desarrollo del eGobierno, en cuanto a la eParticipación se han observado cambios en tanto negativas, dado que según el United Nations E-Government Readiness Report- 2008 solamente Costa Rica y El Salvador han mejorado su ranking alcanzando los puestos 25 y 56 puestos respectivamente (Naciones Unidas, 2008), posición que en el 2010 ha tenido un descenso significativo por la influencia generalizada de la crisis internacional.
Una mayor participación a través del eGobierno es muy favorable dado que potencia el poder de control de los ciudadanos sobre las decisiones políticas que afectan el destino de la sociedad. A continuación, el reto es evaluar la acusación de falta de transparencia y la persistente corrupción en los países centroamericanos.

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2055 La falta de transparencia y el persistente
problema de la corrupción en Centroamérica
La corrupción como problema general en las instituciones
centroamericanas.
La preocupación por la corrupción y su entrada en la agenda gubernamental se hizo factible a partir de la Cumbre de las Américas celebrada en 1994 (Parrado Díez et. al., 2007). La necesidad de replantear los mecanismos de la transparencia de los gobiernos se ha recordado por la preocupante percepción de los ciudadanos con respeto al tema que se confirmo con los informes y estudios de Organización Transparency Internacional19. Los informes muestran una exagerada corrupción en las actuaciones de los actores públicos que se ha evidenciado con casos reales. La firma en 2006 de la Declaración de Guatemala para una Región libre de Corrupción20 por parte de los presidentes de Centroamérica es una evidencia clara de que se persiste en el objetivo de avanzar de manera conjunta y efectiva en la lucha de la corrupción.
Aunque no existe una indicación clara sobre la magnitud de la corrupción en Centroamérica, los datos y los indicadores internacionales muestran una percepción de corrupción alta y muy extendida en la mayoría de los países de la Región (Transparency Internacional, 2007). El Índice de Percepción de Corrupción (IPC)21 de la Organización de Transparencia Internacional otorga a cinco de los seis países de estudio (El Salvador, Guatemala, Nicaragua, Honduras, Panamá) calificaciones inferiores a 4 a lo largo del período comprendido entre 2003 y 2009 (Tabla 2) y a dos en el último informe por debajo de 3, que según TI significa situación de extrema pobreza.
19.

  1. 21.
    ́Transparency International es la organización de la sociedad civil que lidera la lucha contra la co- rrupción en el mundo. A través de más de 90 capítulos en todo el mundo y una secretaría internacional en Berlín, Alemania, TI crea conciencia sobre los efectos nocivos de la corrupción. Para ello, trabaja con gobiernos, empresas y la sociedad civil con miras a desarrollar e implementar medidas efectivas para combatirla ́ (Disponible en www.transparency.org , Fecha de acceso: 6 de julio de 2010).
    Documento disponible en: http://www.sica.int/busqueda/busqueda_archivo.aspx?Archivo=de cl_11514_2_16112006.htm. Fecha de acceso: 6 de julio de 2010
    La Puntuación del IPC correspondiente a un país o territorio indica el grado de corrupción en el sector público según la percepción de empresarios y analistas de país, entre 10 (percepción de ausencia de corrupción) y 0 (percepción de muy corrupto).

2056 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
Tabla 2: Índice de Percepción de la Corrupción (IPC) en Centroamérica (2003, 2007
y 2009)
2003
2007
2009
País
Calificaciónnnn
Puesto de 133 países
Calificación
Puesto de 180 países
Calificación
Puesto de 180 países
Costa Rica
4,3
50
5
46
5,3
53
El Salvador
3,7
59
4
67
3,4
84
Guatemala
2,4
100
2,8
111
3,4
84
Honduras
2,3
106
2,5
131
2,4
130
Nicaragua
2,6
88
2,6
123
2,4
130
Panamá
3,4
66
3,2
94
3,4
84
Fuente: Elaboración propia a partir de los datos de Transparencia Internacional-Transparency International (www.transparency.org, fecha de acceso: 5 de julio de 2010)
El único país que mantiene una nota superior a 4, aunque sigue sin aprobar, es Costa Rica, el caso ́atípico ́ como lo llamamos, que ha mantenido casi constante su posición en cuanto al IPC tanto en el ranking de corrupción latinoamericano, como internacional. A diferencia de Costa Rica, llama la atención de Nicaragua que ha perdido más de cuarenta puestos pasando de la posición 88 en el 2003 a la posición 130 en 2009. El único país del estudio que ha mejorado su posición en cuanto a la percepción de la corrupción es Guatemala mejorando su calificación del 2,4 a un 3,4 al mismo tiempo que ha logrado ocupar su mejor ranking, el 86, en el plano internacional en el 2009 (Tabla 2).
Las medidas para la reducción de la corrupción se han mantenido en el mismo nivel desde 2004 (Cuadro 1), sin embargo la percepción de los ciudadanos de los actos de corrupción han disminuido significativamente en toda Latinoamérica desde un 27% en el año 2001 a 13% en el año 2009 (Latinobaromentro, 2009).
Cuadro 1: Reducción de la Corrupción en Centroamérica 2009. Totales por países
Fuente: Elaboración propia a partir de los datos de Latinobarometro 2004-2009.
Reducción de la corrupción: P. ¿Cuánto cree Ud. que se ha progresado en reducir la corrupción en las instituciones del Estado en estos últimos 2 años? Mucho, Algo, Poco o Nada. *Aquí sólo ‘Mucho’ más ‘Algo’.

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2057 Cuadro 1: Percepción de la Corrupción en Centroamérica 2009
Fuente: Elaboración propia a partir de los datos de Latinobarometro 2004-2009.
Percepción Ciudadana de la Corrupción: P. ¿Ha sabido Ud., o algún pariente de algún acto de corrupción en los últimos doce meses? *Aquí solo ‘Si’
Para afrontar y dar una posible solución a la situación de alta percepción de corrupción que ha venido disminuyendo según el Latinobarometro (2009), uno de los factores que ha podido influir son las tecnologías TIC. El eGobierno ha sido una oportunidad más por la que apostar para posicionar el tema de la corrupción como primordial de cara al ciudadano y la opinión pública en la Región. Para ello, se ha señalando que la disponibilidad de mayor información a través del eGobierno ayuda no solamente a realizar aumentar la eficacia y eficiencia en las gestiones administrativas, sino que contribuyen a reestructurar los mecanismos para exigir una transparencia del gobierno y los actores políticos centroamericanos.
La transparencia como desafío para la democracia.
La transparencia en las actividades del Gobierno es necesaria para fortalecer el sistema democrático y las instituciones mediante una mayor representatividad y legitimación. Los datos nos muestran que la corrupción es percibida como muy alta en todos los niveles e instituciones de los gobiernos centroamericanos (Latinobaromentro, 2009) lo que acusa una falta de transparencia persistente en sus instituciones. La modernización institucional comenzada a principios de los noventa no resulta suficiente dado que aun se pueden percibir altos grados de desconfianza y fiabilidad entre la ciudadanía. En Latinoamérica, y, en concreto Centroamérica, la confianza en las instituciones no ha cambiado significativamente según el Latinobarometro (2009) en la última década. Se ha podido observar un descenso no muy elevado pero progresivo. La falta de transparencia, e implícitamente de confianza, se atribuye en general al aumento de la delincuencia, y en particular, a los múltiples casos de corrupción que han invadido a los medios de comunicación de los países de Centroamérica. Asimismo, la percepción de la calidad y funcionamiento de la democracia

2058 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
en los países centroamericanos es muy baja según los datos del Latinobarometro (2009).
Es por lo anterior que se necesita dar un giro interpretativo y comprender como las nuevas tecnologías retan al entramado institucional tradicional de las democracias en desarrollo a través de medidas más eficaces, más eficientes y participativas. Así, en el siguiente punto se hará una aproximación a este desafío de modernización institucional analizando las principales iniciativas que se han adoptado por los países para luchar contra la corrupción y exigir una mayor accountability a través del eGobierno.
Principales Iniciativas de transparencia, lucha contra la Corrupción y rendición de Cuentas en Centroamérica.
Costa Rica
Costa Rica es el país más avanzado de Centroamérica en cuanto al desarrollo del eGobierno (Naciones Unidas, 2008) y también el que mayor calificación y mejor ranking ha obtenido en cuanto a la corrupción (Transparencia Internacional, 2009). Su posición superior desde esta doble dimensión con respeto a los restantes países centroamericanos se respalda en iniciativas en el ámbito de la transparencia y la rendición de cuentas como la Red Interinstitucional de Transparencia (Imagen 1).
Imagen 1. Portal de la Red Interinstitucional de Transparencia (Costa Rica).
Fuente: Instantánea del portal Red Internacional de Transparencia: http://www.dhr.go.cr/transparencia.html (Fecha de acceso: 5 de julio de 2010)

22.
23.
La Defensoría de los Habitantes de la República es ́la institución responsable de proteger los dere- chos e intereses de las y los habitantes del país frente a las acciones y omisiones del sector público y en el cumplimiento de su mandato divulgará y promocionará esos derechos. Así mismo, velará porque el funcionamiento del Sector Público se ajuste a la moral y la justicia ́. (Disponible en: http://www.dhr. go.cr/acerca_mision.html, Fecha de acceso: 5 de julio de 2010)
Disponible en: http://www.mh.gob.sv/portal/page/portal/MH_PRINCIPAL/Transparencia_Fiscal. Fecha de acceso: 5 de julio de 2010.
Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2059
La iniciativa fue creada en el 2004 por la Dirección de Control de Gestión Administrativa de la Defensoría de los Habitantes de la República de Costa Rica22 con el objetivo de garantizar el derecho de acceso a la información sobre todo en relación con la administración de los recursos públicos como opción para prevenir y combatir la corrupción a través de la rendición de cuentas. A través del portal de la Red se publican periódicamente y de manera actualizada, comprensible y transparente la información necesaria (presupuestos, contrataciones, licitaciones, recursos, etc.) para hacer más visible las actuaciones de los actores públicos promoviendo al mismo tiempo una mayor participación ciudadana. La Red tiene como meta recuperar La Red destaca por ser ambiciosa pretendiendo reunir ́todas las instituciones del sector público sin excepción ́ lo que da un salto ejemplar en la interoperabilidad entre las administraciones del sector público.
El Salvador
Aunque con unos resultados muy parecidos a Costa Rica en cuanto al desarrollo del eGobierno según el índice de E-Readness de Naciones Unidas (Tabla 2), El Salvador no obtiene una posición igual de buena con respeto a la percepción de la corrupción en su país. Es llamativo que a pesar del buen avance de la brecha digital en el país no se ha planteado iniciativas concretas por parte de las instituciones públicas para fomentar la transparencia. No obstante, el Portal de Transparencia Fiscal del Ministerio de Hacienda del Gobierno de Salvador23 se fomenta una transparencia donde, según la información de la Web, se publican los aspectos más relevantes de las Finanzas Públicas de El Salvador. El portal tiene como objetivo ayudar al desarrollo de una cultura de transparencia y de acceso público a la información fiscal. Aparte de no publicarse toda la información fiscal en la Web, sino se seleccionan las más importantes bajo el criterio del Ministerio, tampoco se apoya al reconocimiento de la transparencia como un principio del funcionamiento del sistema político, sino solamente del ministerio en sí.
La transparencia en El Salvador, a pesar de ser ignorado por los actores políticos, es un aspecto que se trata de manera interactiva entre los miembros de la sociedad y de organismos y organizaciones nacionales e internacionales. En este sentido es ejemplar la iniciativa social Iniciativa

2060 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
Social para la Democracia24 que permite a los ciudadanos tener información de manera periódica y sistémica con relación a la gestión pública. A través de esta herramienta se fortalece y empodera la presión ciudadana para que los principios de transparencia y los fundamentos democráticos se hagan efectivos en el funcionamiento del gobierno y se instalen realmente como una base del sistema político.
Guatemala
La Comisión Extraordinaria Nacional por la Transparencia (Acuerdo Legislativo 05-2005) es el principal órgano en el que se basa la lucha contra la corrupción y el desarrollo de la transparencia en las gestiones públicas. Además de la comisión, y junto con múltiples regulaciones jurídicas en materia de acceso a la información pública y de transparencia, se ha creado por parte de la Vicepresidencia de Guatemala un Viceministerio de Transparencia Fiscal y Evaluación (2008)25 y recientemente se ha aprobado la colaboración de este con el Observatorio Ciudadano del Gasto Público que se alaba en los medios modelo de análisis y cooperación entre sociedad y el gobierno. No obstante estas ambiciosas iniciativas tienen muy poca presencia y uso real en el mundo digital, así la Comisión Extraordinaria Nacional por la Transparencia a puesto en función su portal apenas a finales del 2009 y no tiene publicado en el mismo información relevante de cara a la evaluación o seguimiento de las actuaciones de los actores públicos. Asimismo, Viceministerio de Transparencia Fiscal y Evaluación, no ha cumplido aún con el eje principal del plan de acción que era la construcción del Portal de Consulta Ciudadana.
Al margen de las iniciativas gubernamentales, la sociedad civil se enorgullece con el proyecto de Acción Ciudadana, organización a nivel nacional de Transparencia Internacional, que trabaja por el fomento de la transparencia y por prevenir y combatir contra la corrupción. Con esta misión realiza seguimiento del funcionamiento de las instituciones públicas, convencida también de que ́la democracia sólo es posible, en la medida que estas instituciones cumplan efectivamente con las atribuciones que les competen y no sean estructuras legítimamente formales, pero sin
24.
25.
ISD es ́una organización no gubernamental de educación cívica, que promueve procesos de transpa- rencia pública, participación ciudadana e incidencia al sistema electoral ́. Su misión la realiza en cola- boración mediante alianzas con Consorcio de ONG ́s de Educación Cívica.; Acción Ciudadana por la Democracia; Coalición por la descentralización, la transparencia y la participación ciudadana; Consorcio de Contraloría Ciudadana; Movimiento «Hacemos Democracia» Red de organizaciones de Centroamérica; Auerdo de Lima; ed Interamericana para la Democracia; Salvadoreños en El Mundo (Vicepresidente). (Disponible en: http://www.isd.org.sv/inicio/index.htm, fecha de acceso: 6 de julio de 2010).
Organismo creado con el objetivo de ́contribuir a transparentar el ejercicio de la función pública en materia de política fiscal y financiera del país ́ y ́garantizar el efectivo acceso a la ciudadanía a la información.

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2061
legitimidad social ́26. Así, al igual que en el caso de El Salvador, una vez más, las iniciativas producidas desde abajo por parte de los ciudadanos son las que más se hacen visibles en los medios telemáticos.
Honduras
Honduras sigue siendo uno de los países más corruptos de Centroamérica según los datos estadísticos y los informes de Transparencia Internacional. Para combatir y mejorar la situación de alto corrupción el Gobierno de Honduras creo el Consejo Nacional Anticorrupción (CNA) (Imagen 1) mediante Decreto Ejecutivo 015-2001. El objetivo de esta institución es prevenir y luchar contra la corrupción con la ayuda de la participación activa de la ciudadanía, con propuestas de políticas y estrategias que fomente una cultura de transparencia y asegure el seguimiento y vigilancia de los actores públicos27.
Imagen 2. Portal del Consejo Nacional Anticorrupción (CNA, Honduras).
Fuente: Instantánea del Consejo Nacional Anticorrupción (CNA): http://www.cna.hn/ (Fecha de acceso: 6 de julio de 2010).
En el Portal del CNA se publican periódicamente informes y documentos de seguimiento de la actividad del sector público y datos sobre la situación de los de principales casos de corrupción y falta de transparencia a través del Programa de Cara a la Ciudadanía . Asimismo entrelaza la información
26.
27.
A diferencia de las iniciativas estatales, esta Web si ofrece información no solamente a través de informes y estudios de terceros, sino que ofrece de manera interactiva la posibilidad de participa- ción del ciudadano en la lucha anticorrupción a través del Foro que tiene casi 4000 posts de los ciudadanos o de los mecanismos de queja y denuncia.
́El objetivo del CNA es apoyar al Gobierno y la Sociedad Civil en el esfuerzo de impulsar los procesos de transparencia y auditoria social, como mecanismo de prevención, control y combate a la corrupción, a través de la formación de valores, canalización de denuncias, investigaciones específicas, activida- des de comunicación, educación y organización de redes ́ (Disponible en: http://www.cna.hn/index. php?documento=1, Fecha de acceso: 6 de julio de 2010)

2062 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
con la de otros organismos internacionales. Sin embargo, el mayor límite se trata de una mera recopilación de informes, estadísticas y evaluaciones de terceros, sin permitir al ciudadano la posibilidad de realizar su propio juicio sobre el desempeño del gobierno, condicionándolo a las previas valoraciones y consideraciones ajenas.
Nicaragua
Según el último informe de TI (2009), Nicaragua tocó fondo en la lista de países más corruptos de Centroamérica y es uno de los cuatro países más deshonestos de Latinoamérica . En la búsqueda realizada en los portales gubernamentales del Gobierno nacional y Local de Nicaragua no se ha podido apreciar iniciativa concreta que promueva la transparencia y la rendición de cuentas de los gobernantes lo que pone más en entredicho la predisposición de los actores implicados de gobernar y actuar conforma a los valores democráticos. No obstante, encontramos al igual que en los países vecinos una iniciativa social digitalizada Ética y Transparencia en colaboración con la TI.
Panamá
Panamá está clasificada entre los primeros tres países centroamericanos más desarrollados en materia de eGobierno, después de Costa Rica y El Salvador (Naciones Unidas, 2008). Este ranking lo mantiene también en cuanto al índice de corrupción que se percibe en el país (Transparency International, 2009). Así, en cuanto a las iniciativas digitales para el aumento de la transparencia desde el gobierno nacional se creó el Consejo Nacional de Transparencia y Contra la Corrupción , adscrita al Ministerio de la Presidencia, con el principal objetivo de diseñar e implantar iniciativas nacionales para promover la transparencia en la administración pública.

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2063 Imagen 2. Portal web del Consejo Nacional de Transparencia y Contra la
Corrupción (Panamá).
Fuente: Instantánea del Consejo Nacional de Transparencia y Contra la Corrupción (Disponible en: http://www.setransparencia.gob.pa/ Fecha de acceso: 5 de julio de 2010).
Uno de los principales proyectos del consejo es el Programa de Transparencia e Integridad, no obstante, no se puede observar una iniciativa concreta a favor de la transparencia y rendición de cuentas a través de las nuevas tecnologías fomentando la intervención y participación ciudadana. Por lo tanto, no hay iniciativas a través de la brecha digital que integren las TIC en la dinámica rutinaria de las instituciones públicas panameñas.
Discusión: debilidades y futuras posibilidades de
investigación.
El desarrollo de los extremos anteriores ha hecho posible una primera aproximación a la realidad de las estrategias gubernamentales de transparencia y rendición de cuentas a través del eGobierno en Centroamérica. Los datos ofrecidos aún son escasos para poder establecer unas conclusiones definitivas, pero nos brinda la oportunidad de analizar brevemente cuál es el uso que se da a la dimensión digital en el fortalecimiento de los sistemas democráticos.
A pesar de lo anterior, los incipientes resultados nos ha ofrecido la oportunidad de identificar se han adoptado medidas para el fomento de la transparencia, la reducción de la corrupción y accountability mediante la implantación y uso de las tecnologías, en concreto Internet. Así, en la primera parte se ha realizado una conceptualización de los principales términos a estudiar para guiar posteriormente el objetivo de la investigación. En este sentido, la revisión bibliográfica confirma que entre las oportunidades que el eGobierno ofrece se encuentra también para los países en desarrollo es una mayor transparencia, reducción de la

2064 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
corrupción y la rendición de cuentas. Las opiniones y reflexiones sobre el impacto real del eGobierno en estos tres ámbitos de análisis. A pesar de las múltiples desigualdades y barreras sociales, políticas y económicas, las investigaciones muestran que los esfuerzos por implantar la tecnología en los países en desarrollo han alcanzado algunos logros y éxitos limitados en cuanto a la transparencia, rendición de cuentas y corrupción.
Hemos podido observar que aunque en investigaciones anteriores se haya señalado que las iniciativas, tanto nacionales como locales, de desarrollo y consolidación del eGobierno tienen como uno de los principales objetivos promover la transparencia y rendición de cuentas de las gestiones públicas, no todos los gobiernos de Centroamérica han planteado iniciativas concretas a través del eGobierno para cumplir con este objetivo. Las iniciativas digitales parecen haberse paralizado en gran medida en lo que se refiere a estrategias de transparencia y rendición de cuentas de los gobernantes. Todo ello, dado que se han centrado en la mera puesta en disposición de información para los ciudadanos, así como en la reingeniería interna.
La limitación principal del estudio de los portales a nivel nacional reduce la visión sobre el entramado institucional y la brecha digita local. Además, las pocas iniciativas gubernamentales reales en este ámbito no es sino el reflejo del incipiente desarrollo del eGobierno en Centroamérica. De cara a las investigaciones futuras esta perspectiva es imprescindible para ofrecer una profundización más amplia del fenómeno. Un reto de investigación sería el de diseñar una metodología que abarcara estas dos carencias en el sentido de crear un modelo empírico que justifique estadísticamente la relación de las instituciones estatales (percepción de los partidos políticos, la administración pública, etc.), así como el sistema político, nivel económico, para que nos acerque a una posible comprensión empírica del porque están paralizadas las iniciativas estatales en cuanto a la transparencia y rendición de cuentas. ¿Será que los gobiernos centroamericanos aún no están preparados para dar una implantación real de los valores democráticos? ¿O las razones de este retraso se deben principalmente a motivos económicos y tecnológicos?
Los hallazgos del estudio resultan especialmente inquietantes pero no nos hace dudar de la relevancia del eGobierno como herramienta de fortalecimiento de los valores más democráticos y del sistema institucional. En particular, llama la atención sobre la necesidad de que las iniciativas electrónicas no se resuman meramente a planes que los gobiernos impulsen, sino que se necesita cimentar una verdadera conciencia y responsabilidad de los ciudadanos que se manifieste a través de la participación digital. La democracia ha venido reinventado los diferentes mecanismos de legitimación en función de las transformaciones de la

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2065
sociedad. Los antecedentes de la historia democrática nos hace confiar en que los sistemas democráticos evolucionarán hacía mecanismos que proporcionen cada vez más legitimación, más transparencia, menos corrupción y más accountability. Las iniciativas sociales de transparencia y rendición de cuentas son una manera de presión a los gobiernos sobre la necesidad de iniciativas formales en cuanto a este aspecto. Es por ello que entre los retos de las nuevas tecnologías se encuentra crear un nuevo sistema de información y control nacional que redefina las funciones, los papeles y las relaciones, así como la distribución de los poderes dentro del entramado institucional.
Bibliografía
Aguiar, Henoch. (2002). ́Transparency and E-Government ́. Digital Foundation. Argentina. Disertación en Washington. 22 de Noviembre de 2002.
Andersson, Staffan and Heywood, Paul M. (2009). ́The Politics of Perception: Use and Abuse of Transparency International’s Approach to Measuring Corruption ́. Political Studies, Volume 57, Number 4, December, pp. 746-767(22)
Araya Dujisin, Rodrigo y Porrúa, Miguel. (2004). Ed. América Latina puntogob. ́Casos y tendencias en gobiernos electrónicos ́. FLACSO, Santiago de Chile y OEA. 2004. Disponible en formato PDF:
http://hasp.axesnet.com/contenido/documentos/Am%E9rica%20 Latina%20Puntogob%20final.pdf. Fecha de acceso 22 de junio de 2010
Araya Dujisin, R. Internet, política y ciudadanía. Nueva Sociedad 195, enero-febrero 2005, pp 56-71. Documento disponible en: http:// www.nuso.org/upload/anexos/foro_463.pdf (Fecha de acceso: 8 de abril de 2010).
Araya Dujisin, Rodrigo y Porrúa, Miguel (2004) Ed. América Latina puntogob. Casos y tendencias en gobiernos electrónicos. FLACSO. Santiago de Chile y OEA. 2004. Disponible en formato PDF:
http://hasp.axesnet.com/contenido/documentos/Am%E9rica%20 Latina%20Puntogob%20final.pdf (Fecha de acceso 5 de abril de 2010).
Avgerou Chrisanthi; Ganzaroli, Andrea; Angeliki Poulymenakou, Nicolau Reinhard. (2007). ICT and citizens’ trust in government: lessons from electronic voting in Brazil. Information Communications Technologies and Regional Integration. 9th International Conference on Social Implications of Computers in Developing Countries, São Paulo, Brazil, May 2007

2066 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
Bañón i Martínez, Rafael. (2003). La evaluación de la acción y de las políticas públicas. Ed. Díaz de Santos, Madrid.
Basu, S. (2004). E-Government and Developing Countries: An Overview, International Review of Law Computers & Technology, 18, 1, 109– 132.
Bélanger, France y Carter, Lemuria. (2008). Trust and risk in e-government adoption. Journal of Strategic Information Systems, no 17, 165–176.
Bersano Calot de Flamerich, Lara. (2006). ́Mejores prácticas de gobierno electrónico: indicadores actuales y su pertinencia en la E-Sociedad ́. 1a ed. Buenos Aires, 93 p.
Bernard Manin, Adam Przeworski y Susan C. Stokes. (1999). ́Elections and representation ́, in A. Przeworski, S. C. Stokes, and B. Manin, eds., Democracy, Accountability, and Representation. Cambridge: Cambridge University Press, pp. 29-54.
Bhatnagar, S. (2003a). E-government and access to information. In Global Corruption Report 2003, Transparency International, pp. 24-32.
Bhatnagar, S. (2003b). Administrative corruption: How does e-government help? Disponible en: http://www.gipi.az/ssi_eng/egov/20030324.pdf. Fecha de acceso: 19 de junio de 2010.
Bhatnagar, S. (2003c). Transparency and Corruption: Does E-Government Help? Indian Institute of Management, Ahmedabad. Disponible en: http://www.iimahd.ernet.in/~subhash/pdfs/CHRIDraftPaper2003. pdf. Fecha de acceso: 19 de junio de 2010.
Bhatnagar, S. (2002). Egovernment: Lessons from Implementation in Developing Countries, Regional Development Dialogue, 24, UNCRD, Autumn Issue, 164-174.
Borge, Rosa. (2005). La participació electrònica: estat de la qüestió i aproximació a la seva classificació. Revista dels Estudis de Dret i Ciència Política de la UOC. No1. Disponible en: http://www. democraciaweb.org/borge.pdf. (Fecha de acceso: 9 de abril de 2010)
Campero Núñez del Prado, José Carlos. (2002). ́El combate contra la corrupción como base de la reforma de la administración pública. ́ VII Congreso Internacional del CLAD sobre la Reforma del Estado y de la Administración Pública, Lisboa, Portugal, 8-11 Oct. 2002.
Cardona, Diego (2002). ́El gobierno electrónico. Una revisión desde la perspectiva de la prestación de servicios ́. I Congreso Catalán de Gestión Pública. Barcelona, 2002.
Castells, Manuel. (2001). La Era de la Información. La Sociedad Red. 2 ed. Madrid: Alianza.
Castells, J. Manuel. (1996). ‘El Actual Proceso de Reforma en la Administración Pública Vasca’. Revista Vasca de Administración Pública 45 (II):131-138.

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2067
Cees van der Eijk y Mark N. Franklin. (2009). ́Assessing electoral democracy ́, cap.8 en Elections and voters (Londres: Palgrave Macmillan), pp. 213-239.
Ciborra, Claudio (2005). Interpreting e-Government and Development Efficiency, Transparency or Governance at a Distance? Information Technology & People, 18, 3, 260-279.
Collier, Michael W. (2002). The Effects of Political Corruption on Caribbean Development. Working Paper No. 5. LACC Publications Network, Florida International University
Criado, J. Ignacio. (2009). Entre Sueños Utópicos y Visiones Pesimistas. Madrid: Instituto Nacional de Administración Pública.
Criado, J. Ignacio y Ramilo, Ma Carmen. (2003). ́Hacia una Visión Integrada de Gobierno Electrónico ́. Ekonomiaz (Revista Vasca de Economía), Vol. 54, pp: 194-224, Vitoria, España.
Criado, J. Ignacio y Ma Ramilo. (2001). ‘Definiendo la e-Administración. Las Páginas Web de las Administraciones Públicas’. Gestión y Análisis de Políticas Públicas 22:123-138.
Christensen, Tom and Lægreid, Per. (2003). ́Symposium: Accountability, Publicity & Transparency New Public Management: Puzzles of Democracy and the Influence of Citizens ́. The Journal of Political Philosophy: Volume 10, Number 3, 2002, pp. 267–295
Chadwick, Andrew. (2006). Internet Politics. States, Citizens and New Communication Technologies. New York: Oxford University Press.
Davis, Richard. (1999). The Web of Politics: The Internet’s Impact on the American Political System. New York: Oxford University Press.
Deloitte. (2010). Información y transparencia en el Sector Público. Un gobierno conectado, es un gobierno abierto. 12 pp
Dwivedi, Yogesh K; Weerakkody, Vishanth and Williams, Michael D. (2009). Guest editorial: From implementation to adoption: Challenges to successful E-Government diffusion. Government Information Quarterly, 26, pp. 3-4.
Dunleavy, Patrick, Hellen Margetts, H., Simon Bastow, y Jane Tinkler. (2006). Digital Era Governance: IT Corporations, the State and E-government. Oxford: Oxford University Press
Eggleston,Karen; Jensen, Robert and Zeckhauser, Richard (2002). «Information and Communication Technologies, Markets and Economic Development,». Harvard Kennedy School of Government, May 9, 2002.
Elliman, Tony y Tassabehji, Rana (2006). Generating Citizen Trust in e-Government Using a Trust Verification Agent. eGISE Research Note, EMCIS 2006.

2068 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
Finquelievich, Susana; Baumann, Pablo y Jara, Alejandra. (2001). Nuevos paradigmas de participación ciudadana a través de las tecnologías de información y comunicación. Buenos Aires: Instituto de Investigaciones Gino Germani, Facultad de Ciencias Sociales, Universidad de Buenos Aires, IIGG Documentos de Trabajo, No 23. Disponible en: http://www.links.org.ar/infoteca/iigg.pdf. Fecha de acceso: 19 de junio de 2010.
Fountain, Jane E. (2001). Building the Virtual State. Information Technology and Institutional Change. Washington D. C.: Brookings Institution Press.
García-Murillo, Martha (2003). ́Patchwork Adoption of ICTs in Latin America ́. The Electronic Journal of Information Systems in Developing Countries (EJISDC) Vol. 15, 1, 1-9.
Gascó, Mila. (2009). ‘El papel de las instituciones en el desarrollo del gobierno electrónico en América Latina: algunas reflexiones’. Estado, Gobierno y Gestión Pública. Revista Chilena de Administración Pública 14. En prensa.
Gascó, Milagros. (2007). ́Más allá de la ejecución: la necesidad de evaluar las iniciativas de Gobierno Electrónico ́, en Políticas Públicas y Tecnología. Líneas de acción para América Latina. Coord. Kaufman, E. Ed. La Crujía. Buenos Aires, pp. 37-90.
Gascó. Mila. (2005). El gobierno electrónico como herramienta para la accountability y la transparencia: algunas reflexiones. Instituto Internacional de Gobernabilidad de Cataluña. Barcelona, España. Documento disponible en formato PDF en: https://bvc.cgu.gov.br/ bitstream/123456789/2031/1/milagasc.pdf. (Fecha de acceso: 4 de abril de 2010).
Heeks, Richard. (2006). Implementing and Managing eGovernment: An International Text. SAGE Publications, Athenaeum Press, Gran Bretaña. 1a edición, 2006.
Heeks, Richard. (2005). ‘e-Government as a Carrier of Context’. Journal of Public Policy 25 (1):51-74.
Heeks, Richard, y Savita Bailur. (2006). ‘Analyzing e-Government Research. Perspectives, Philosophies, Theories, Methods, and Practice’. Government Information Quarterly 24 (2):243–265.
Heeks, Richard. (2003). «iGovernment Working Paper Series, No 14: Most eGovernment-for- Development Projects Fail: How Can Risks be Reduced?» Publicado en Institute for Development Policy and Development, Universidad de Manchester.
Heeks, Richard (1998). ‘Information Systems and Public Sector Accountability. En Information Systems for Public Sector Management

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2069
Working Paper Series, ed. Institute for Development Policy and
Management, University of Manchester, Manchester.
Heeks, Richard (1998). ́Information technology and Public Sector corruption ́ En Information Systems for Public Sector Management Working Paper Series, ed. Institute for Development Policy and
Management, University of Manchester, Manchester.
Held, David. (2001). Modelos de democracia. Madrid: Alianza Editorial, 3a
Edición.
Hughes, Owen. (2003). Public Management and Administration. 3 ed.
Londres: Palgrave Macmillan
Hood, Christopher y Helen Margetts. (2007). The Tools of Government in
the Digital Age. Londres: Palgrave.
Hoyland, Bjorn, Karl Moene and Fredrik Willumsen. (2009). ́The
Tyranny of International Index Rankings. ́ (unpublished MS) ESOP,
Department of Economics, University of Oslo.
Jiménez Hernández, Eduard .(2009). Reinterpretando la rendición de
cuentas o accountability: diez propuestas para la mejora de la calidad democrática y la eficacia de las políticas públicas en España. Fundación Alternativas. Documento de trabajo no 149/2009.
Justice, Jonathan B.., Melitski, J. y Smith, D.L. (2006). ́E-Government as an instrument of fiscal accountability and responsiveness: Do the best practitioners employ the best practices? ́, American Review of Public Administration, 36 (3), 301-322.
Kaufmann, Daniel. (2005). ́Myths and Realities of Governance and Corruption ́, Chapter in Global Competitiveness Report 2005-06, World Economic Forum, October 2005. Disponible en: http:// www.worldbank.org/wbi/governance/pdf/21_Governance_and_ Corruption_Kaufmann.pdf . Fecha de acceso: 20 de junio de 2010.
King, Gary; Keohane, Robert O. y Verba, Sidney. (1994) Designing Social Inquiry: Scientific Inference in Qualitative Research. Princeton: Princeton University Press, 1994, cap. 1, 2 y 3.
Lipset, Seymour Martin 1992. .Algunos requisitos sociales de la democracia: desarrollo económico y legitimidad política., en A. Batlle (ed.) Diez textos básicos de Ciencia Política. Barcelona: Ariel.
Luna-Reyes, Luis Felipe; Hernández García, Juan Manuel y Gil-García, J. Ramón (2009), «Hacia un modelo de los determinantes de éxito de los portales de gobierno estatal en México». Revista Gestión y Política Pública 2: 307-340.
Mahmood, Rumel. (2004). Can information and communication technology help reduce corruption? How so and why not: Two case studies from South Asia. Perspectives on Global Development and Technology, 3, pp. 347-373.

2070 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
Naciones Unidas. (2010). ́UN e-Government Survey Leveraging e-government at a time of financial and economic crisis ́. Nueva York: United Nations Department of Economic and Social Affairs and United Nations Division for Public Administration and Development Management. Disponible en: http://www2.unpan.org/egovkb/ global_reports/10report.htm (Fecha de acceso: 25 de abril de 2010).
Naciones Unidas. (2004). ́UN e-Government Survey 2004. Towards access for opportunity ́ Nueva York: United Nations Department of Economic and Social Affairs and United Nations Division for Public Administration and Development Management. Disponible en: http://www2.unpan.org/egovkb/global_reports/04report.htm (Fecha de acceso: 25 de abril de 2010).
Nye, Joseph. (2002). Information technology and democratic governance. In J. Nye & E. Kamarck (Eds.), Governance.com. Democracy in the information age. Washington, DC: Brookings Institution.
Ndou, Valentine (2004). ́E-Government for Developing Countries: Opportunities and Challenges ́. The Electronic Journal of Information Systems in Developing Countries (EJISDC), Vol 18, 1, 1-24
OCDE (2005). Good practice paper on ICTs for economic growth and poverty reduction.The DAC Journal 6 (3). Disponible en: http:// www.oecd.org/dataoecd/2/46/35284979.pdf. Fecha de acceso: 19 de junio de 2010
Oriol Prats, Joan. (2005). Nuevas tecnologías, democracia y eficiencia de las instituciones políticas. Revista de Sociología, No 78, 2005 , pags. 151-168.
Parrado Díez, Salvador; Colino, Cesar; Molina, Ignacio y Pino, Eloísa del, (2007). Avances y obstáculos en el fortalecimiento del Estado en Centroamérica y República Dominicana: un análisis de la capacidad institucional, la reforma de la administración y la gestión pública. Madrid: INAP.
Piatkowski, M. (2006). Can information and communication technologies make a difference in the development of transition economies? Information Technologies and International Development, 3, pp. 39- 53.
Pina, Vicente; Torres, Lourdes y Royo, Sonia. (2007a): ́Are ICTs improving transparency and accountability in the EU regional and local governments?: An empirical study ́, Public Administration, 85 (2), 449-472.
Pina, Vicente; Torres, Lourdes y Royo, Sonia. (2007b). Is E-government leading global convergence towards accountable governments? Comunicación presentada en el XIV Congreso de AECA, 19-21 Septiembre, Valencia.

Congreso Internacional 1810-2010: 200 años de Iberoamérica – 2071
Pino, Eloisa del (2007). Políticas de Lucha contra la Corrupción en Centroamérica y República Dominicana. Publicado en: Colino, C., Molino, I., Parrado, S. y Pino, E. del, (2007). Avances y obstáculos en el fortalecimiento del Estado en Centroamérica y República Dominicana: un análisis de la capacidad institucional, la reforma de la administración y la gestión pública. Madrid: INAP.
Przeworski, Adam, Susan C. Stokes y Bernard Manin (eds.). (1999). Democracy, Accountability, and Representation. Cambridge, UK: Cambridge University Press.
Reilley, Katherine y Echeberria, Raúl. (2003). El Papel del Ciudadano y de las OSC en el e-Gobierno. Un estudio de gobierno electrónico en ocho países de América Latina y el Caribe.
Rose-Ackerman, Susan. (2004). La corrupción y los gobiernos: causas, consecuencias y reforma. Ed. Sigle XXI. Madrid.
Sartori, Giovanni (1984). Guidelines for Concept Analysis. Social Science Concepts: A Systematic Analysis, ed.Giovanni Sartori (Beverly Hills: Sage), pp. 15–85.
Sasaki, David ed. (2010). ́Technology for Transparency: The role of technology and citizen media in promoting transparency, accountability, and civic participation ́. Transparency and Technology Network 75 pp. Disponible en: http://globalvoicesonline.org/wp- content/uploads/2010/05/Technology-For-Transparency.pdf Fecha de acceso: 21 de junio de 2010.
Schedler, Andreas (1999). ́Conceptualizing Accountability ́ in The Self- Restraining State: Power and Accountability in New Democracies, ed. Andreas Schedler, Larry Jay Diamond and Marc F. Plattner, Boulder: Lynne Rienner Publishers, 1999).
Sturges, Paul (2004). ́Corruption, transparency and a role for ICT? ́ International Journal of Information Ethics, 2, pp. 1-9.
Thompson, Theresa and Anwar, Shah. (2005). ́Transparency International’s Corruption Perceptions Index: Whose Perceptions Are They Anyway? ́, World Bank Working Paper. Washington DC: World Bank.
Tolbert, Caroline J. y Mossberger, Karen (2006). ́The effects of E-government on trust and confidence in government ́, Public Administration Review, 66 (3), 354-369.
Tolbert, Caroline J., Mossberger, Karen y McNeal, Ramona (2008). ́Institutions, policy and E-government in the American States ́, Public Administration Review, 68 (3), 549-563.
Wade, Robert Hunter (2002) Bridging the Digital Divide: New Route to Development or New Form of Dependency?, Global Governance, 8, 4, 53-85.

2072 – XIV Encuentro de Latinoamericanistas Españoles
Welp, Yanina. (2008). América Latina en la era del gobierno electrónico. Análisis de la introducción de nuevas tecnologías para la mejora de la democracia y el gobierno. Revista del CLAD Reforma y Democracia 41.
Welp, Yanina. (2007).¿Hacia el fin de la Administración Pública burocrática? Los efectos de las TIC sobre el cambio organizativo: Los casos de Cataluña, Escocia, Emilia-Romaña y Quebec ́. Tesis doctoral. Universitat Pompeu Fabra.

9B241E7D-3F24-4487-93F2-7368B574A97E

La economía del conocimiento se alimenta de la información y del análisis

Sin la curación de contenidos, no puedes sobrevivir en la economía del conocimiento

(Epígrafe de la imagen)
Internet Profunda…

Economía del conocimiento

La aparición de nuevos productos y desarrollos es francamente rápida en esta economía del conocimiento pero no sucede lo mismo con las habilidades necesarias para utilizarlas. De hecho es bastante difícil adquirir las habilidades para poder integrar los nuevos productos y desarrollos dentro de un proceso productivo.

Por lo general esto toma mucho tiempo. Tiempo para dominar y tener la experiencia en el uso de una técnica, aplicación o producto.

Sin embargo añadíamos ¿cómo puedo estar seguro de que estoy desarrollando las habilidades para dominar una tecnología que no va a quedar obsoleta? ¿Quién me garantiza que esta u otra tecnología/producto/servicio va a ser la triunfadora…? En fin un dilema, no solo para las personas sino también para las organizaciones. Es el dilema de la economía del conocimiento


EL DILEMA DE LA ECONOMÍA DEL CONOCIMIENTO

Este es el dilema propio de la economía del conocimiento. ¿Cómo adquiero el conocimiento necesario para incorporarlo en una organización de forma efectiva y me aseguro de que es lo que necesito?. Una opción es compararlo, es decir, adquirir la nueva habilidad. La contrapartida es que suele ser caro y si te equivocas habrás perdido tiempo y mucho dinero. Y ahora mismo no estamos para perder dinero ¿no crees? La otra opción es hacernos con el contexto. Es decir lograr adquirir la visión suficiente que te permita estar seguro de que avanzas por el camino correcto.

Visión de contexto

Pues bien te preguntaras ¿cómo puedo adquirir “la visión del contexto”en la economía del conocimiento? Pues sencillamente con información. Información que seamos capaces de recoger sobre el tema que nos interesa y de una forma rápida transfórmala en conocimiento para que podamos tomar una decisión correcta. Te puedo asegurar que sin esta y sin un contexto el mundo te pasara por encima, simplemente porque cometerás de forma sistemática los mismos errores una y otra vez. Créeme a mi me ha pasado varias veces elegir una tecnología sin futuro o no apropiada para mi empresa perdiendo un tiempo y dinero valioso, solo por tomar la decisión con información sesgada, proveniente de fuentes interesadas.

Entonces ¿cómo puedo hacerme con el contexto de forma rápida y barata? La vigilancia del entorno tecnológico o curación de contenidos tecnológicos son una respuesta muy válida a esta pregunta.

Esta te facilita tener varias alternativas a estudiar y probar. Esto es 1000 veces mejor que solo tener una y seguir adelante porque no tienes más remedio.

La curación de contenidos te facilita encontrar las 5, las 17 o las 1000 alternativas que debes probar y validar en función de tu situación. Falla mucho, falla rápido, pero falla barato, porque así sabrás lo que funciona y lo que no. Este es un proceso de validación muy simple.

¿EN QUE CONSISTE LA CURACIÓN DE CONTENIDOS?

Bien para empezar, la curación de contenidos por definición significa que hay que buscar contenido y filtrar esta información, estos datos, de forma sistemática con la idea de poder convertir piezas de información en conocimiento. Conocimiento aplicado que nos permite llevar a cabo acciones como tomar una decisión, desarrollar un producto, realizar una venta, reducir riesgos, en definitiva mejorar mi negocio.

¿De qué estamos hablando? Hablamos de seleccionar la información más valiosa para nosotros independientemente de las fuentes: blogs, medios online, videos de youtube, redes sociales, webs especializadas en una técnica, newsletter temáticas, bases de datos, servicios de suscripción, servicios públicos de información, whitepapers o informes sectoriales.

Esta tarea es a día de hoy cuando menos complicada. Hoy todos podemos colgar en red lo que pensamos y lo que nos gusta. Es más igualitario y es más diverso también. La consecuencia directa es que existen una profusión de contenidos nunca vivido antes. Por supuesto, no todos estos contenidos tienen por qué ser buenos y originales. De hecho, la mayoría son malos o sencillamente robados a terceros o traducidos de un idioma a otro, una y otra vez. Esto dificulta enormemente el obtener información valida de manera eficiente y constante.

Existen varias maneras de obtener información de interés, sin embargo solo conozco una forma de transformarlos en conocimiento: la curación de contenidos.

¿QUÉ ES LA ECONOMÍA DEL CONOCIMIENTO?

La economía del conocimiento es aquella donde el beneficio económico y la creación de puestos de trabajo provienen principalmente de la tecnología y la habilidad de los trabajadores (saber hacer y la experiencia) para usarla en generar nuevo conocimiento (innovación).

La economía del conocimiento supone estar en una actitud de investigación permanente (curiosidad en estado de alerta) que nos permita descubrir algo relevante desarrollarlo y aplicarlo en el mercado.

La economía del conocimiento se alimenta de la información y del análisis

Ambas son cruciales para soportar el proceso. La información que aporta valor, en general se obtiene fuera de la empresa y es cada vez más abundante y difícil de obtener. De ahí la importancia de un sistema de curación de contenidos que limpie el grano de la paja.

Muchos pensareis que esto queda lejos de vuestra realidad profesional pero no es así. Cada vez mas las industrias, tenemos que ofrecer soluciones, diferenciadas, innovadoras basada en nuestra propia investigación si no queremos “arrugarnos” con ridículos y peligrosos márgenes de contribución. El proceso está en constante aceleración y las empresas están obligadas a adquirir nuevas habilidades para poder usar las tecnologías que les permitan crecer y desarrollar nuevos productos

Las empresas que mejor se adaptan a esta situación por lo general disponen de sistemas de vigilancia y curación de contenidos que les permiten capturar información y transformarla en conocimiento a través de pruebas constantes, fallos y errores. Disponen de una verdadera cultura de innovación, no se resignan nunca. Asi pueden lidiar mejor con la realidad de la economía del conocimiento.

Transformar la información en conocimiento para tomar decisiones y adquirir nuevas habilidades que nos permitan adaptar tecnologías para desarrollar un producto, aportar soluciones, y generar dinero es la esencia de de esta economía acelerada.

TRANSFÓRMATE EN UN CREADOR DE CONOCIMIENTO

Si de verdad entendemos el cambio que supone esta economía del conocimiento y las implicaciones que conlleva nos daremos cuenta que el conocimiento se convierte en un recurso más de la producción pero también en un activo de la empresa.

De alguna manera habrá que producirlo de una forma eficiente y por así decirlo incorporarlo en nuestros productos y servicios. Este es el ingrediente secreto de la economía del conocimiento.

Esto supone transformarnos en creadores de conocimiento. Y si nos centramos en la parte práctica lo primero que buscaremos será hacerlo de una forma que nos permita ganar productividad y eficiencia.

Lo que buscas es generar una espiral de conocimiento que te lleve a desarrollar nuevas habilidades y herramientas que se traduzcan en nuevo conocimiento. Para ello necesitamos poder transformar la información en conocimiento de forma rápida y barata. Esta es la manera en la que muchos profesionales o empresas están ganando a su competencia.

RAMÓN ARCHANCO http://papelesdeinteligencia.com/author/admin/

2268591C-2BEF-4FD4-9FE7-672AC9A8CABD

Pobres TOBAS

Indios Tobas(Indios Tobas)

En mi país mataron a unos hermanos Tobas.
Pobres, muy pobres
Defendían un pedazo de tierra donde poder vivir.
Un pedazo de tierra en este país gigante lleno de tierras vacías.
Kilómetros y kilómetros de tierra.
Ellos solo quieren un trocito.
Para VIVIR
Para poder VIVIR
Había que sacarlos; se aferraron a sus terrones de tierra.
Los mataron
Mataron a unos hermanos Tobas que regaron con su sangre el pedazo de tierra donde querían Vivir

Entre el vivir y el morirse:… ¿estará, entre otras cosas, la justicia del hombre?

Secretaria del sitio (ver Contacto)

94087F8B-C1BE-47AB-84BB-3D0782713E81

OEA

¿Qué es la CIDH?

Comisión Interamericana de Derechos Humanos
1889 F St., N.W.,
Washington, D.C., U.S.A. 20006

E-mail:  cidhoea@oas.org
Teléfono: (202) 370-9000
Fax: (202) 458-3992

La CIDH es un órgano principal y autónomo de la Organización de los Estados Americanos (OEA) encargado de la promoción y protección de los derechos humanos en el continente americano. Está integrada por siete miembros independientes que se desempeñan en forma personal y tiene su sede en Washington, D.C. Fue creada por la OEA en 1959 y, en forma conjunta con la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH), instalada en 1979, es una institución del Sistema Interamericano de protección de los derechos humanos (SIDH).

ENTRAR AL SITIO

24722451-D430-46A4-B92D-7C8B3B5E9177

DelaJusticia.Com

ENTRAR AL SITIO

Este Directorio de Blogs jurídicos españoles (entendiendo por tales los que se ocupan del análisis, comentario o referencia al Derecho español) incluye el enlace a los sitios webs mas significativos en cuanto a su presencia e influencia.